Público
Público

El Festival de Gijón cambia de director y de planteamiento

Carlos Rubiera advierte que no va a romper con el estilo de festival pero que lo abrirá no sólo una audiencia "selecta e inteligente"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Festival de Cine de Gijón, buque insignia de la producción independiente de nuestro país, puede estar a punto de cambiar. El concejal de Educación y Cultura, Carlos Rubiera, ha anunciado que sustituirá al director del Festival Internacional de Cine de Gijón, José Luis Cienfuegos, por el cineasta asturiano Nacho Carballo, coincidiendo con el 50 aniversario del certamen.

Rubiera, en rueda de prensa en el Ayuntamiento acompañado del cineasta y de la gerente del Teatro Jovellanos, María Teresa Sánchez, ha señalado que este 50 aniversario es la ocasión 'propicia' para abrir un nuevo ciclo en la historia del festival y que sirva de escaparate y proyección al mercado audiovisual asturiano. Según él, este certamen, junto a la primera edición del festival Arco Atlántico, serán los dos pilares culturales de la proyección nacional e internacional de Gijón.

El concejal ha destacado que Carballo, asimismo, es un hombre de cine dispuesto a volcar su experiencia y entusiasmo para conseguir estos objetivos de un proyecto ambicioso e ilusionante pero a la vez realista.

El cineasta asegura que no vienen a romper con el tipo de festival de Cienfuegos

Y aunque ha resaltado que confían plenamente en su capacidad y talento, ha adelantado que le exigirán una gestión 'rigurosa' de los recursos públicos y orientada a intereses de los ciudadanos y a la proyección exterior de la ciudad, 'Te pedimos que hagas más, con menos', ha apostillado.

El cineasta ha advertido que no solo no vienen a romper con el tipo de festival que había, sino que vienen a potenciarlo, aunque con un nuevo punto vista y temáticas, 'huyendo del personalismo' y abierto a todo tipo de públicos, no sólo una audiencia 'selecta e inteligente', como se le denomina. Ha pedido la complicidad de la sociedad asturiana y ha abierto la puerta a cualquier empresa que pueda participar sin ningún tipo de discriminación.

Algunos cineastas, como Ignacio Vigalondo, han expresado su disconformidad.  En su cuenta en Twitter, Vigalondo ha calificado la noticia de 'espantosa' y ha declarado que su nominación al Oscar en 2003 fue 'posible gracias a mi paso por el Festival de Cienfuegos'.

Además, ha colgado una petición de recogida de firmas a través de la plataforma 'Actuable', en la que aseguran que con la destitución de Cienfuegos se perderán 'los tintes independientes que hasta ahora regían el certamen y lo elevaban a ser de los principales en el país'.