Público
Público

El futuro de la Cueva de Altamira se decide mañana

La reunión del Patronato decidirá si reabrir o no la Capilla Sixtina' del arte rupestre. El informe encargado al CSIC alerta del peligro de la entrada de visitantes y se decanta por mantener el cierre

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El futuro de las pinturas rupestres de Altamira se decide mañana. El patronato de la cueva cántabra, que se ha vuelto a constituir recientemente, resolverá si se reabre o no tras cerca de ocho años cerrada al público. La resolución deberá basarse en el informe del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), a cuyas conclusiones ha tenido acceso Público, que alerta del peligro de la entrada de visitantes y se decanta por mantener el lugar cerrado.

Esta postura choca frontalmente con la del Gobierno de Cantabria, que a través de su presidente, Miguel Ángel Revilla, y su consejero de Cultura, Francisco Javier López Marcano, ha expresado en varias ocasiones su intención de defender a capa y espada la reapertura de la Capilla Sixtina del arte rupestre. López Marcano, que aseguró a Público que los planes son que el patronato decida si se abre o no en una sola sesión (es decir, mañana), ha establecido dos objetivos: 'Uno general: ábrase. Otro específico: cuanta más gente pueda entrar, mejor'.

'Cuanta más gente entre, mejor', afirman en el Gobierno cántabro

Para Marcano, que en su día afirmó que los tres mejores embajadores de Cantabria en el mundo son Altamira, el Banco Santander y Severiano Ballesteros, 'el cierre de la cueva tiene consecuencias muy negativas para la vida turística de la región'.

Por su parte, desde el Ministerio de Cultura han asegurado que se priorizará la conservación y que su decisión se basará en el informe del CSIC, aunque no cierran la puerta a una apertura controlada. 'Vamos a priorizar que la conservación esté garantizada. Se intentará buscar ese equilibrio entre la conservación y que los ciudadanos tengan la opción de emocionarse con una experiencia única', dijo a este periódico la directora general de Bellas Artes, Ángeles Albert.

Cantabria tiene mayoría en el patronato de Altamira. De los 19 miembros que lo componen, 10 pertenecen al Gobierno regional, al Ayuntamiento de Santillana del Mar o son vocales designados por estas dos instituciones (tienen derecho a nombrar a cinco vocales). Por su parte, el Ministerio de Cultura cuenta con nueve representantes, cuatro de ellos vocales.

La decisión de Cultura se basará en las conclusiones del estudio del CSIC

Los miembros del patronato tendrán como referencia el informe que los científicos del CSIC entregaron en diciembre tras dos años de trabajo. En él, los investigadores alertan de que 'la entrada continuada de visitantes provocaría un nuevo cambio microambiental y nuevos aportes de nutrientes que podrían conducir a una fase de proliferación' de los microorganismos que dañan las milenarias pinturas de Altamira.

La cueva se cerró en septiembre de 2002 debido a la aparición de manchas verdosas en el famoso techo de polícromos. Aunque el estado de las pinturas ha mejorado en estos ocho años de cierre, varios expertos consultados por Público han advertido de que la situación podría empeorar con la reapertura. Entre otros aspectos, se tiene en cuenta el caso de la cueva de Lascaux (Francia), donde la invasión de hongos ha tenido consecuencias irreparables para sus pinturas milenarias.

De hecho, durante el último estudio del CSIC, los investigadores se vieron obligados a suspender las visitas experimentales que había solicitado la Dirección General de Bellas Artes debido a la 'rápida pauta de crecimiento de los hongos'.