Público
Público

El horno del talento

Mar Coll, último Goya a la Mejor Dirección Novel, viene de la ESCAC, donde se formó Bayona y buena parte de lo mejor que le está pasando al cine español

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La imagen de Mar Coll recogiendo el Goya a la mejor dirección novel por Tres días con la familia se repite una y otra vez en la pantalla de la entrada de la ESCAC, l'Escola Superior de Cinema i Audiovisuals de Catalunya. El vídeo, a modo de mantra, pone a cien los ánimos de los 320 alumnos que estudian en el centro para convertirse en directores, montadores, directores de arte e ingenieros de sonido.

'El Goya de Mar motiva. Cuando empiezas, el cine parece un mundo imposible, pero su premio nos acerca a nuestro objetivo'. Eso dice Elisabet Romero desde la sala de encuentro de la escuela. Allí se toma un respiro en la preproducción del corto Rigor Mortis, que prepara junto a Miriam Parraga también alumna de tercero y que empezará a rodar el 27 de febrero con Loles León. 'Aquí estamos siete días a la semana', apunta Romero. 'No paras de rodar. Pierdes a los amigos, al novio, porque se rueda cada fin de semana', advierte Elena Trapé, directora de Blog, el próximo largometraje salido de la escuela.

Hoy domingo Mar Coll y un puñado de compañeros de su promoción están de calçotada, mojando cebollas en romesco y, de paso, en el sabroso éxito de Tres días con la familia, el segundo largometraje producido por Escándalo Films, la productora que está detrás de los cortos y largos realizados por ex alumnos. 'Hemos formado una especie de clan, nos identificamos unos con otros y nos estimulamos para arrancar proyectos', subraya Coll.

Así es. El mismo Sergi Casamitjana, que fue director de la escuela y que es desde hace años el jefazo de Escándalo Films nombre nacido a imagen y semejanza del tema homónimo de Raphael lo dice claro: 'No somos una secta, pero casi'. Y qué secta. Sus miembros están entre los directores y técnicos jóvenes de más talento del cine español. De Juan Antonio Bayona, que puso el germen de El orfanato en la ESCAC, al director de Spanish Movie, Javier Ruíz Caldera, o Álex Pastor, cuyo corto La ruta natural, producido por Escándalo, fue premiado en el Festival de Sundance de 2006.

La lista continúa con técnicos como Xavi Giménez, que se hizo con el Goya a la Mejor Fotografía por Ágora hace ahora una semana, o Eduard Grau, el director de foto de Un hombre soltero, del diseñador Tom Ford, que conoció de su talento por una bobina llegada a manos del antes diseñador en un giro de guión rocambolesco. El catálogo de nombres es interminable y muchos de ellos han pasado de ser alumnos a profesores. 'Más que una hermandad, la ESCAC es una agenda gigantesca', apunta Trapé.

Trabajo y más trabajo. Ese es el otro mantra de corte calvinista que resuena en las paredes color calabaza de la escuela. 'La clave del éxito es el trabajo, sin jerarquías, donde todos hagan de todo. Se trata de empezar desde cero cada día', apunta Casamitjana.

¿Hay entonces un sello ESCAC? Hay quien piensa que sí. 'Se puede encontrar un estilo Escándalo', estima Rafa Cortés, que no pasó por las aulas de la escuela, pero que sí contó con un puñado de técnicos del centro para su primer filme, Yo premiado en Rotterdam y presentado en Cannes. 'Es gente que se conoce desde mucho antes de empezar a trabajar. Las relaciones vienen de largo, ya han sido familia antes de ponerse a colaborar y hay un cierto orgullo del trabajo conjunto, que aporta una energía muy positiva en los rodajes'. Para Casamitjana, 'buena parte del éxito de estas películas viene de que el equipo está bien ensamblado. Nosotros apostamos por el equipo', dice.

Más de 300 premios

Después de haber pasado años produciendo cientos de cortos de alumnos que han cosechado más de 300 premios en todo el mundo, Sergi Casamitjana se tiró a la piscina. 'Habían pasado cinco promociones y ni un sólo alumno había podido hacer una película. No había manera de que se colocaran, quizás porque los productores no se tomaban en serio los cortos', asume el productor. 'El cine español es conservador y oportunista, se fijan demasiado en los nombres. Nosotros trabajamos el culto al trabajo y no a la celebridad', sentencia.

Así las cosas, el primer largo del proyecto Ópera prima resultó ser Lo mejor de mí, de una ex alumna de la primera promoción de la escuela, que había compartido aula con Bayona. Roser Aguilar se trajo del Festival de Locarno el premio a la Mejor Actriz para Marián Alvárez y el Bocalino de Oro que concede la crítica. A la siguiente, Mar Coll, no le fue peor, y la directora, que firmó su primer largo con 25 años, no ha parado de recoger premios desde que presentó su filme sobre el disimulo y la familia en Málaga el año pasado.

Todos los proyectos han sido de bajo presupuesto, incluido el próximo, Blog, que estará listo para el mejor postor festivalero antes del verano. Los programadores de Cannes, Locarno, Málaga, Sundance se rifan el próximo proyecto de la ESCAC.

Sólo Eva, un relato de ciencia ficción dirigido por Kiko Maíllo y en rodaje en el Pirineo, alcanza a llamarse gran producción, aunque su presupuesto no supere los cinco millones de euros. 'Me había quedado con la espinita con El orfanato, que empezó a desarrollarse en la ESCAC, pero cuya producción no pudimos asumir', dice Casamitjana.

Entre tanto, en la ESCAC no hay descanso. Un alumno se pasea por la sala de estudiantes de la escuela pegado a su iPhone: 'Si conseguimos un técnico y un vehículo sería fantástico', comenta. Quizás sea el próximo nombre propio, que nada tendrá que envidiar a Bayona, Coll o Aguilar.

La cosecha pasada

'Lo mejor de mí', de Roser Aguilar

Fue el primer largometraje de Escándalo Films, productora que tiene como objetivo poner a los ex alumnos de la ESCAC a trabajar. Aguilar narró sin excesos y con honestidad un filme intimista que indaga en los límites del amor y en el vacío de la muerte y de la enfermedad.

'Tres días con la familia', de Mar Coll

Una familia de la burguesía catalana se reúne durante tres días por la muerte del patriarca. El disimulo y lo que no se dice centra la mirada de un filme que le ha valido a la directora una ristra de premios: desde la Mejor Dirección en Málaga al reciente Goya a la Dirección Novel.

La cosecha por llegar

'Blog', de Elena Trapé

Es la historia de siete chicas de 14 a 16 años de clase media-alta y con un objetivo común. La película diluye las fronteras entre realidad y ficción (al modo de ‘La clase’, del francés Laurent Cantet) y ha tenido una gestación peculiar: parte del metraje lo han rodado las siete protagonistas, no profesionales.

'Eva', de Kike Maíllo

Es la producción más ambiciosa de Escándalo Films. Dirigida por Kike Mailló contará una historia situada en un futuro cercano, donde los seres humanos viven acompañados de robots. Marta Etura y Alberto Amman, recientes ganadores en los Goya, están entre el reparto.