Público
Público

"La Noche en Blanco es el botellón cultural de Gallardón"

Un grupo de artistas lanza una iniciativa en Internet para criticar el evento, que se celebrará el 11 de septiembre, así como la política cultural del alcalde de Madrid

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Noche en Blanco como la punta de un iceberg. Bajo la supercie, la política cultural del Ayuntamiento de Madrid. Por eso la han tomado contra ese empacho nocturno de actividades con el que la capital vence el sueño. 'Nos parecía un objetivo muy claro al que apuntar, dado que es visible y demencial', explica el artista y profesor Daniel Villegas, una de las cinco personas que están detrás de la iniciativa crítica Di no a La Noche en Blanco.

Pero, insiste en dejar claro, no se trata de una mera censura del evento —ni de esta edición en concreto, la quinta ya— sino de un rechazo a 'un modelo asociado a la idea del arte como bien de consumo rápido y al espectáculo en su sentido más perverso'.

Villegas cree que con este despliegue de instalaciones y performances —con jornada de puertas abiertas en museos, calles cerradas al tráfico y apertura del Metro hasta altas horas— el alcalde  pretende 'prestigiar la ciudad' e impulsar una imagen 'atractiva para el turista'. Un evento, a su juicio, pomposo pero sin chicha, que deja sin recursos a otras actividades culturales que podrían desarrollarse a lo largo del año. 'Ésa no es la forma de crear un tejido productivo dentro del mundo del arte. Son sólo fuegos artificiales'.

marketing

Uno de los objetivos de Alberto Ruiz Gallardón (PP) sería, según este colectivo de artistas, ocupar la primera plana. 'Así se consiguen titulares en los periódicos, porque lo que se busca es precisamente el impacto mediático, de indudable rentabilidad política. Puro marketing cultural', explica Villegas, quien asegura que el gobierno municipal 'entiende que la cultura es sólo industria cultural: una mercancía, una experiencia efímera...'.

Para difundir su negativa a este evento, han creado una web que expone su manifiesto y recoge las firmas de los descontentos con La Noche en Blanco, 'el botellón cultural de Gallardón, que convierte a Madrid en una ciudad tomada, con ruidos, el Metro abierto y los servicios de emergencia alerta, con el dineral que supone eso'.

En cambio, prosigue con ironía, 'somete el otro botellón a una persecución'.

Fijada para el 11 de septiembre bajo el lema ¡Hagan juego!, La Noche en Blanco programará 150 proyectos. 'Se trata de una cuestión celebratoria desmedida que banaliza otras manifestaciones artísticas y de un modelo intolerable que esconde una política cultural deficitaria. Por no hablar del sobrediseño del ocio, ese afán por diseñar toda experiencia', concluye Villegas. Este diario intentó ponerse hoy en contacto con los responsables del área cultural del Ayuntamiento de Madrid para tratar el asunto y conocer el presupuesto, que en anteriores ediciones llegó a superar el millón de euros, pero no fue posible.