Público
Público

Quique González: "Irte de gira ahora mismo es irte a la guerra"

El músico madrileño presenta 'Delantera mítica', un nuevo trabajo centrado en la amistad y con dosis de crítica a los corruptos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

'Hace unas semanas estuve con Quique González aquí en Bilbao y ví en su cara algo diferente y se lo dije: 'Quique estás mas guapo, te veo como nunca'. Ahora ya se por qué, acabo de escuchar su último disco Delantera mítica y acabo de entenderlo todo'. Son las palabras que le dedica Fito Cabrales, de los Fito y Fitipaldis, al músico madrileño, y parece dar en el clavo al definir el estado de ánimo por el que pasa su compañero. El rostro de Quique González refleja la serenidad del que tiene los deberes hechos. Su nuevo disco, el noveno de su carrera, ha sido grabado otra vez en Nashville bajo la batuta del productor Brad Jones y con un elenco de músicos que podrían formar cualquier delantera mítica que se precie. Además, cuenta con la colaboración de la vocalista jienense Zahara, cantando en Las chicas son magníficas y Me lo agradecerás. Como en anteriores trabajos, César Pop y Leiva (Pereza) colaboran en la composición de la música de algunas de las canciones del disco.

A la hora de afrontar el disco, ¿había algo que querías cambiar o ha sido una continuación natural de lo que venías haciendo?

Con respecto a las letras sí que supone una cambio en el sentido que siempre he grabado las canciones que me iban saliendo, hablaran de lo que hablaran. No sé si era un poco menos consciente de lo que soy ahora. Daiquiri -Blues- era un disco muy de desamor y en éste quería hablar de otra cosa que estuviera más centrada en la amistad, no tanto en las relaciones de pareja o en la pérdida.  Creo que por eso me ha costado más. Incluso he escrito menos canciones de las que suelo escribir para un disco. Me han sobrado menos porque también iba buscando un camino.

El tema de la amistad es un pilar del disco. ¿Es más difícil hablar de amistad que de amor?

Yo creo que lo he tratado en otros discos, en canciones en concreto. Es uno de los pilares de mi vida. Tengo un alto sentido de la lealtad con mis amigos y los mantengo desde que teníamos cinco años. El disco también habla de todo lo que supone cuando a veces eso se derrumba o cuando sientes una traición.  Cuando sientes que tu socio no te ha devuelto lo que querías que te devolviera emocionalmente. Ojalá lo haya conseguido.

'La amistad es uno de los pilares de mi vida. Tengo un alto sentido de la lealtad con mis amigos'A veces se confunden las canciones de amor con las de amistad...

Yo con Mecano me hacía un lío -risas-. Sí, es así.  A mí me gusta, no que sea ambigua, pero sí que haya puertas abiertas y que esté balanceándose de un lado a otro.

Después de tantos discos y tantas canciones ¿dónde encuentra uno el estímulo para seguir 'compitiendo'?

En el respeto que tengo a lo que hago y a la gente que me lleva siguiendo desde hace tiempo. Yo puedo estar más inspirado o puedo tener un día mejor que otro pero tengo que dar lo mejor en cada disco, en mis canciones y en los conciertos por el respeto que tengo a lo que es mi vida, que es esto.

El tema '¿Quién se ha llevado el dinero?' es rabia y crítica. Es cómo si lo hubieras escrito sabiendo que iba a pasar lo de los sobres de Bárcenas...

Sí, parece como si lo hubiera escrito la semana pasada. La escribí en septiembre además...en el despacho de Bárcenas precisamente -risas-.

'Lo peor no es que roben, es el desprecio que nos tienen'Es casi inevitable en los tiempos que corren hablar de esto, ¿no?

Hombre, es que están llevando las cosas a un sitio muy duro. Lo peor no es que roben, es el desprecio que nos tienen, la actitud con la que nos tratan, como si fuéramos niños de párvulos. ¿Como no va a salir si directa o indirectamente nos afecta a todos? Y lo digo yo que soy un privilegiado por llevar 15 años en la música, por poder grabar un disco, tener gente que viene a los conciertos y poder vivir de ello. Pero al final te acaba afectando porque acaba afectando a tu historia, a la gente que apuesta por ti, a la gente que viene a los conciertos, a tu familia.

Hay un partido político que está llevando a cabo la campaña ciudadana 'A Rajoy le diría...' Tú si lo tuvieras delante, ¿qué le dirías?

Se me está ocurriendo una muy cabrona... -piensa durante varios segundos en silencio- ¿Puedo pensarla?

Claro. Por cierto, últimamente te vienen preguntando bastante por el fútbol a propósito del título del disco. ¿Encuentras algún nexo entre dos mundos aparentemente tan diferentes como el fútbol y la música?

'Los futbolistas son las nuevas estrellas de rock de los años 60'Los futbolistas son las nuevas estrellas de rock de los años 60. Son estrellas del rock desde la época de Mijatovic. Además, una banda tiene que funcionar como una unidad, como un equipo. Cuando atacamos, atacamos todos, y cuando bajamos, bajamos de intensidad.  Aceleramos el juego, todo esto...

¿Cuál sería tu delantera mítica de músicos españoles?

Ésta me encanta... no sé, pondría a Jacob (su bajista),  a Carlos Raya,  a Leiva...


Ya estás jugando con 4-3-3. Bastante al ataque...

Claro, dos guitarristas de extremos.

'Mi delantera mítica de músicos sería Jacob, Carlos Raya, Leiva y Tarque'¿Y el delantero centro quién sería?

De cantante pondría a Tarque -vocalista de MClan- . ¿Puede ser una banda de 15 músicos? -risas-. Y Toni Jurado de batería. He tocado con él 15 años. Esta vez ya no vamos a tocar pero es un fuera de serie. La verdad es que he tenido la suerte de tocar con los mejores aquí. Siempre me gusta soñar con que nos vamos a volver a juntar, o en el caso de Leiva o César (Pop), que vamos hacer algo juntos.

Cruzando fronteras ¿Quién sería para ti el Messi de la música actual y quién el Maradona de los clásicos?

El Messi de ahora sería un tío como Jack White -piensa un poco más la respuesta- ¡O Ryan Adams! Ryan es nuestro Messi.  Ryan es un goleador nato. Maradona sería...-larga pausa de medio minuto- ¿Tiene que ser alguien cómo clásico y rompedor, no?



Pues yo creo que sería el tío Bob (Dylan).

'El Messi ahora en la música es Ryan Adams, es un goleador nato'Te preguntan bastante también por tus desavenencias con las multinacionales.  ¿En qué te han fallado?

Yo creo que a la industria le ha pasado lo que ha pasado a otras grandes empresas. Porque antes de la crisis ya estaba la piratería. Ellos tenían un negocio que daba dinero a chorros con gente que vendía un millón de discos, que les ha hecho ganar millones y millones y millones y nunca han utilizado ese dinero para crear una infrastructura que sostenga la industria. No han utilizado ese dinero para apostar por un grupo, para tener a un chaval con talento de 18 años haciendo canciones. Todos los repartos han sido muy injustos. Yo no soy el tío que se ha pegado con las compañías, se han pegado todos.

Un poco lo que ha pasado con la sociedad en general, ¿no? No reinvertir el ladrillo en desarrollo...

Es que nos hemos creído el copón bendito. No se sostenía con cosas fuertes. Yo ahora estoy muy contento con Last Tour, que es mi oficina, lo tengo todo ahí. Todo está bien, llevo ocho años trabajando con ellos. No tengo pleitos con las compañías. No me entiendo con ellos y ya está.

¿Lo que le dirías Rajoy ya lo has pensado?

No sé, es que siempre he tenido la percepción de Rajoy como un tío que no toma decisiones.  Le diría que hiciera un curso de CCC de inglés -risas-. O qué hacía en el barco del narco que publicasteis en Público hace dos años. ¿Señor Rajoy, qué tiene qué decir de esto? Es que ahora ha salido la pasta de los constructores pero seguro que hay pasta de narcos y va a salir.
  'A Rajoy le diría que hiciera un curso de CCC de inglés'¿Cuál es el mejor disco que has hecho, al margen de este último?

Creo que sería La Noche Americana, ahora mismo, igual me lo preguntas dentro de dos años y cambio. Pero creo que para la mayoría es  SalitreLa Noche Americana fue un poco tormentosa. Carlos (Raya) y yo discutimos lo que no habíamos discutido durante los cuatro discos anteriores.

¿Musicalmente o por la situación?

No era tanto musicalmente ni de dirección artística. Supongo que yo empezaba a tener claras cosas que antes no tenía claras y que antes confiaba a Carlos. Había diferencias de criterio, nada grave. Pero hizo que fuera muy farragoso hacer el disco. Y lo hemos hablado después: parece mentira el ambiente denso entre nosotros y que bien salió al final. Es un disco que le tengo mucho cariño. Pero creo que el que más me ha dado ha sido Salitre.

Fue un punto de inflexión, ¿verdad?

Además es que nadie quería esas maquetas. Dos años estuve yendo por compañías. Grabamos cuatro maquetas Carlos y yo. Me reconforta de alguna manera que un trabajo que en un principio no le interesaba a nadie se convirtiera en un disco tan querido por la gente.

'Estuve dos años yendo por las compañías con las maquetas del disco 'Salitre' y no lo quería nadie'A medida que vas sacando discos ¿es más fácil o más complicado?

Éste es el que más me ha costado de todos. Se nota también que cada vez te exiges más y cada vez tienes más canciones detrás. Ya has contado muchas cosas.

¿Notas presión?

Claro. Yo soy muy responsable y me gusta hacer discos que puedan competir con mis propios discos, que estén a la altura de cosas que he hecho o ir un poco más allá. Lo intento.

Al margen de las personas con las que trabajas, ¿ lo de haber grabado en Nashville se plasma en el disco o lo podrías haber grabado igual en Albacete?

No, claro. Eso influye...

Igual Albacete es un caso un poco extremo...

Sin duda -risas-. Pues hay muy buenos músicos en Albacete y hay muy buenas bandas.

Y humoristas también...

Sí, muy buenos: mi amigo Raúl Cimas. Yo a Raúl lo conocí con 17 años en un concierto en Albacete. Era tan gracioso que al día siguiente tocaba en Galileo y me lo quería llevar.  Era increíble. Recuerdo exactamente lo que me dijo: 'He estado en el Pryca de aquí al lado y no estaba tu disco' -risas-. Pasé una noche increíble porque era tan divertido el cabrón. Y me lo quería llevar, me lo quería llevar al concierto. Para mí es el mejor.

Perdón, nos hemos ido... ¿si cambia mucho grabar en Nashville? La diferencia sobre todo es de mentalidad, de tocar para la canción. Lo tienen tan claro y tan asimiliado que hace que todo sea más fácil. Fíjate con todo lo que es el viaje, si yo me pongo a grabar un disco mañana en Madrid es imposible que tarde un mes en grabarlo. No sé por qué pero mínimo tardaría dos meses. También hay una industria muy grande allí, muchos más músicos, estudios. Aquí hay mucha gente muy buena pero no todo el mundo puede encajar con tu historia.

Hay una frase que dijiste en una entrevista que allí 'hasta el que está subido al poste de la luz es guitarrista y su hermano toca el dobro', ya que se vive la música en cada esquina. ¿Crees que en España hay respeto hacia el músico?

Hombre, creo que está claro que no. Es un hecho. Pero es porque la música no llega a ser parte de nuestro patrimonio cultural y allí lo es. Aquí todavía ni siquiera se considera un oficio serio. Lo digo mucho esto pero lo voy a volver a decir. Todavía te preguntan: -¿En qué trabajas? -Soy músico. Y te dicen: -No en serio. Eso les sigue pasando a amigos y a mi también. Me va a volver a pasar dentro de dos meses.

¿Por qué crees que pasa esto?

Yo creo que es una cuestión de mentalidad. Que no llegamos a considerar la música un oficio serio y eso que a pesar de todo creo que ha subido mucho el nivel de las bandas. Hay un montón de grupos que suenan muy bien. Algunas se han pasado al castellano y lo hacen mucho mejor. Hay mejores músicos que nunca a pesar de todo, a pesar de que hay menos clubs donde tocar, a pesar de que es una ruina salir de gira, porque es irte a la guerra ahora mismo. Antes de salir de casa el 50% ya no es tuyo. Sin pagar a ningún músico. Eso es lo que estamos viviendo hoy en día, con el 21%de IVA, el IRPF, pagas la gestión del concierto antes de salir de casa. Se hace muy difícil, claro. Yo creo que las nuevas generaciones tienen otra relación con la música, con las nuevas tecnologías, menos romántica que la que teníamos cuando íbamos a comprar vinilos y los escuchabas 500 veces. Ahora eso se ha perdido.