Público
Público

La Seminci premia el realismo social de Enthoven y Guédiguian

'Hasta la vista' y 'Las nieves del Kilimanjaro' se llevan los premios principales del certamen

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El triunfo del belga Geoffrey Enthoven (Hasta la vista) y del francés Robert Guédiguian (Las nieves del Kilimanjaro), Espiga de Oro y de Plata respectivamente de la 56 Semana Internacional de Cine de Valladolid (Seminci), ha reforzado las señas de identidad de un certamen que siempre se ha distinguido por el realismo social, el compromiso y los valores humanos. Ambos premiados simbolizan también el afán de la Seminci de conjugar la presencia de cineastas consagrados, caso de Robert Guédiguian, con la promoción de jóvenes valores que dan sus primeros pasos y precisan de un impulso, como ha ocurrido con Geoffrey Enthoven después de su tercera comparecencia en Valladolid.

Hasta la vista, la cinta ganadora, cerró el viernes las proyecciones a concurso del festival y narra los avatares de tres jóvenes minusválidos físicos, uno casi ciego y los otros postrados en una silla de ruedas, que, a espaldas de sus padres, deciden escaparse a España en un viaje de amistad para iniciarse en el sexo, que al final se convierte en un encuentro de cada uno consigo mismo y entre ellos. 'Es una película muy realista, que habla del deseo y de la amistad. Habla de la crueldad de la vida, que es muy dura cuando parece que todo lo tienes en contra, pero también de las posibilidades que ofrece y de la oportunidad de disfrutarla', ha explicado Enthoven tras el fallo.

Por su parte, Guédiguian, viejo cómplice del festival de Valladolid, que ganó en 2000 con La ciudad está tranquila, era una de las apuestas seguras para sostener una edición mermada por la crisis económica no sólo en su programación sino en su estructura. El realizador ambienta en el barrio portuario de su Marsella natal un filme que transita entre la comedia y el drama, y que traslada al siglo XXI el espíritu de reivindicación y solidaridad que rezuma el poema de Víctor Les pauvres gens (La gente pobre).

En el palmarés figura también la joven española Paula Ortiz galardonada con el Premio Pilar Miró al Mejor Nuevo Director por De tu ventana a la mía, y sorprende la ausencia del italiano Nanni Moretti, que abrió el festival con Habemus Papam, protagonizada por Michel Piccoli.

Otros directores consagrados que han concursado en Valladolid, caso del chino Zhang Yimou, se han tenido que conformar con premios menores, como el de Mejor Actriz, que ha recaído en Zhou Dongyou por su papel en Amor bajo el espino blanco, e incluso los hermanos Jean-Pierre y Luc Dardenne, con una mención especial al menor Thomas Doret por su papel protagonista en El niño de la bicicleta. Los mejores actores, en premio compartido, han sido Brendan Gleeson por El guardia, del británico John Michael MacDonagh, y Patrick Huard, por Starbuck, del canadiense Ken Scott.