Publicado: 05.09.2015 13:09 |Actualizado: 05.09.2015 13:09

'Star Wars' y la fuerza del juguete

Los juguetes y objetos de merchandising vinculados con la película dejarán entre 3.000 y 5.000 millones de dólares en todo el mundo

Publicidad
Media: 2
Votos: 1
Comentarios:
Una mujer en una tienda Disney en Santa Mónica California (EEUU), donde ya están a la venta los objetos de merchandise de Star Wars. EFE/EPA/MIKE NELSON

Una mujer en una tienda Disney en Santa Mónica California (EEUU), donde ya están a la venta los objetos de merchandise de Star Wars. EFE/EPA/MIKE NELSON

NUEVA YORK.- A algo más de tres meses del estreno de la nueva entrega de la saga Star Wars, la industria del juguete se ha adelantado para inundar el mercado con todo tipo de artículos sobre la popular saga, que representa una oportunidad única para el sector.

Presentaciones especiales, tiendas abiertas en plena noche y un gran esfuerzo en las redes sociales han sido la apuesta de Disney y de los fabricantes para tratar de aprovechar el filón que supone el regreso a las pantallas de "La Guerra de las Galaxias". [VER FOTOGALERÍA]



En Estados Unidos la avalancha arrancó el viernes, con la apertura a medianoche de cadenas como Toys "R" Us, Walmart y Target para dar la bienvenida a los fanáticos de la serie creada por George Lucas.

Objetos de merchandise de la nueva entrega de Star Wars, en una tienda Disney en Santa Monica, California (EEUU). EFE/EPA/MIKE NELSON

Bautizada Force Friday, la jornada se inició con colas en muchas de esas tiendas, donde miles de personas buscaban la oportunidad de ser los primeros en ver los nuevos artículos. Disney, propietaria de las licencias para todo lo relacionado con Star Wars, aprovechó también la moda del "unboxing", la emisión en internet del desembalaje de nuevos productos, con una maratón de retransmisiones en todo el mundo a través de YouTube.

El objetivo: generar la mayor expectación posible para convertir en dólares la devoción por La Guerra de las Galaxias. Según los expertos, solo en lo que queda de año las ventas de juguetes de la saga pueden generar alrededor de 1.000 millones de dólares. A la larga, en todo el mundo los juguetes vinculados con la película deberían dejar entre 3.000 y 5.000 millones de dólares, según analistas de la industria.

El mayor beneficiado de todo ese entusiasmo será Disney, que en 2012 pagó unos 4.000 millones de dólares por Lucasfilm y que se llevará no sólo la multimillonaria taquilla de las nuevas películas y las licencias de juguetes, sino también astronómicas cantidades por los derechos para producir otros tipos de merchandising como ropa o videojuegos.

Para los fabricantes de juguetes, el estreno de Star Wars: El despertar de la Fuerza es uno de los acontecimientos más esperados en años. Si las expectativas de los expertos son correctas, la franquicia contribuirá a que el sector tenga su mejor año en más de una década.

"Esperamos que la atención de los medios en torno a Star Wars crezca en los próximos meses, manteniendo la marca en la mente de los consumidores", explicó al canal financiero CNBC la analista Stephanie Wissink. Según Wissink, las primeras indicaciones muestran que la nueva trilogía atraerá a miles de personas, principalmente a tres grupos: "coleccionistas, hombres y niños".

Jake gerente de una tienda Disney en California (EEUU), muestra la nueva espada láser de la película 'Star Wars, el despertar de la fuerza'. EFE/EPA/MIKE NELSON

Jake gerente de una tienda Disney en California (EEUU), muestra la nueva espada láser de la película 'Star Wars, el despertar de la fuerza'. EFE/EPA/MIKE NELSON

Porque en el caso de Star Wars, los juguetes no son sólo para los más pequeños. De hecho, los expertos esperan que hasta un 40% de las ventas vayan a parar a coleccionistas adultos.

Una visita este fin de semana a la gran tienda de Toys "R" Us en Times Square, donde una sección específica de Star Wars ocupa ya buena parte de la superficie, daba cuenta de la mezcla generacional que atraen las películas.

Padres e hijos probándose máscaras de soldado imperial, turistas fotografiándose con modelos en tamaño real de los protagonistas y fanáticos de todas las edades haciéndose con nuevos sables láser, todos aparecían fascinados por la Fuerza.

Un cliente de una tienda Disney en EEUU se hace un selfie junto a una figura de un Stormtrooper del Imperio. EFE/EPA/MIKE NELSON

Entre los productos que llegan con El despertar de la Fuerza destacan el BB-8, un pequeño androide esférico que se puede controlar con el teléfono móvil y que se vende a 149 dólares, y varios pequeños drones con control remoto réplica de naves espaciales como el Halcón Milenario.

En los juguetes pueden verse algunas de las novedades de la próxima trilogía de Star Wars, pero apenas nada que no se conozca ya por los trailers, en un intento por parte de Disney de mantener el secretismo sobre los detalles de las nuevas películas.

El despertar de la Fuerza, el séptimo episodio de La Guerra de las Galaxias, se estrenará en casi todo el mundo a mediados de diciembre. La película, dirigida por J.J. Abrams, es la primera desde que Disney se hizo con Lucasfilm y cuenta con Harrison Ford, Carrie Fisher o Mark Hamill en sus papeles originales de Han Solo, la princesa Leia y Luke Skywalker, respectivamente.

Etiquetas