Público
Público

Tintín se defiende en un tribunal de la acusación de racista

Un ciudadano congoleño denunció la historieta gráfica en 2007 y pidió su prohibición

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Moulinsart, la sociedad gestora de los derechos del cómic Tintín en el Congo, acudirá hoy a juicio para enfrentarse a un ciudadano congoleño que pidió la retirada del mercado de la historieta de Hergé (1907-1983) por contenidos racistas.

Los recursos presentados por las partes han retrasado el comienzo del juicio hasta ahora, desde que el Tribunal de Primera Instancia de Bruselas se declaró competente. El demandante expondrá hoy sus argumentos en una audiencia pública, mientras que los acusados lo harán dentro de dos semanas.

Bienvenu Mbutu Mondondo decidió en 2007 acudir a los tribunales para reclamar la prohibición de la historieta gráfica por considerar su contenido 'ofensivo' para los congoleños y que hace 'propaganda de la colonización'.

Por su parte, la sociedad gestora de los derechos de Tintín en el Congo y su editorial, Casterman, argumentaron que se trata de una obra de ficción de hace más de 70 años y que hay que juzgarla en su contexto.

Además de en Bélgica, la obra ha levantado polémica en países como Reino Unido, Francia, Suecia o EEUU, donde diversos organismos y autoridades públicas han solicitado su retirada. Además, la biblioteca municipal de Brooklyn trasladó Tintín en el Congo al rincón de las obras 'ofensoras', como Mein Kampf, de Hitler, o Trópico de Capricornio, de Henry Miller.