Público
Público

A 3.020 metros de las medallas

Los españoles José Luis Blanco y Eliseo Martín se meten en la final de los 3.000 metros obstáculos. Borja Vivas se clasifica para la de peso

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

José Luis Blanco, subcampeón de Europa, consiguió por puestos su clasificación para la final de 3.000 metros obstáculos de los campeonatos de Europa, en la que estará acompañado por Eliseo Martín, que pasó por tiempos en tanto que Angel Mullera fue eliminado.

El campeón de España, Blanco, que había corrido este año en 8:22.00 partió en la primera serie junto a su paisano de Lloret Angel Mullera, con quien libró en Avilés un bello combate por el título español. Pasaban los cuatro primeros y cuatro más por tiempos.

Los franceses Bob Tahri -el favorito- y Vincent Zouaui controlaron la cabeza del grupo, que pasó el primer mil en 2:51.98.

Blanco se colocó al frente con Tahri en el segundo kilómetro (5:48.41) y se fue con él en el último giro para llegar tercero, tras relajarse, con 8:30.53. 'Espero estar bien en la final, en mi estadio favorito, aunque los favoritos son los franceses', dijo.

Mullera, octavo con 8:37.38, estuvo por debajo de lo que esperaba.

'Me da rabia porque venía muy bien, pero la mañana me ha hecho una mala pasada', comentó.

Eliseo Martín, que hizo historia en los Mundiales de París 2003 al arrebatar la medalla de bronce a los africanos, partía con una marca de 8:25.11 este año.

El austríaco Martin Proll salió fuerte en el primer kilómetro (2:50.34) y a continuación tiraron el propio Eliseo y el sueco Mustafá Mohamed. El segundo mil se pasó en 5:42.25 con el grupo todavía compacto y todo se resolvió en la última vuelta. Arrancó el francés Mahiedine Mekhissi y el aragonés llegó sexto en 8:31.71, suficiente para pasar por tiempos.

'Con esta moda de poner la calificación por la mañana sufro mucho, aunque luego por la tarde estoy mejor. Por eso, para mí esto era como una final', comentó el aragonés.

El malagueño Borja Vivas, heredero natural de Manuel Martínez, se clasificó para su primera final internacional con una marca de 19,51 en la calificación de peso, mientras que el capitán del equipo, ya caracterizado como Goliat para su inminente película, se despidió con 18,08.

Vivas consiguió el título nacional con 19,91 hace dos semanas frente al lanzador leonés, venido a menos tras su rotura del tendón de aquiles en noviembre pasado. La marca de calificación, de 20 metros, estaba a su alcance, pero le bastó con 19,51, la peor de los doce finalistas.

El capitán Martínez ni siquiera imaginó que pudiera estar en los Europeos, después de su larga ausencia, y su presencia testimonial tenía por objetivo 'hacer ambiente' en el equipo, además de proporcionarle su quinta participación en unos Europeos, en los que su mejor resultado fue el quinto puesto de Múnich 2002.

'Hace siete meses estaba en silla de ruedas', recordó Martínez.