Publicado: 24.12.2014 10:35 |Actualizado: 24.12.2014 10:35

Los 10 jugadores sudamericanos que no jugaron en Europa

Jorge Campos, Figueroa, Tostao o Pelé marcaron una época pero jamás llegaron a cruzar el charco para recalar en algún club del Viejo Continente, algo impensable hoy en día.

Publicidad
Media: 1
Votos: 1
Comentarios:
Pelé, en la película 'Evasión o victoria'.

Pelé, en la película 'Evasión o victoria'.

En el mundo del deporte actual es impensable que un futbolista que destaque sobremanera no emprenda un camino hacia un club o entidad europea. Sin ir mas lejos, los futbolistas más destacados de Latinoamérica: Messi, Neymar y Suárez, comparten vestuario en el Barcelona. No obstante la diáspora no era tan común antes de los 90.

Aquí os presentamos a los diez mejores futbolistas del continente americano que permanecieron toda su carrera en Latinoamérica, bien por el amor a sus colores, o por un contexto en el cual los grandes clubes europeos no fichaban a jugadores sudamericanos.



10.- ROGERIO CENI

El portero Rogerio Ceni se trata de un superviviente. El brasileño es uno de los últimos románticos que habitan el planeta fútbol, ya que ha defendido la camiseta del Sao Paulo desde 1993 y es de los pocos poteros que tiran faltas y penaltis.

Ceni ha disputado 1184 partidos, récord mundial, con el equipo paulista y tiene tres marcas más en su poder: Ceni es el arquero con mas goles en la historia, 123, más victorias con un mismo equipo y más veces capitán con un club. Con 42 años, el mítico jugador va a disputar una última temporada en 2015.

9.- JORGE CAMPOS

El portero mexicano fue una sensación en la década de los 90, y no solo por su peculiar sentido de la moda, sino también por su espectacular agilidad a la hora de atajar los remates contrarios. Campos mide solo 1.68 metros, una talla baja para su demarcación.

Jugó en varios equipos mexicanos y estadounidenses antes de retirarse en 2004. Con la selección azteca disputó 130 partidos, y estuvo presente en tres mundiales. Ganó dos Copas de Oro y una Copa FIFA Confederaciones y nunca jugó en Europa.

8.- FIGUEROA

El defensor chileno Elías Figueroa es considerado uno de los futbolistas sudamericanos más destacado de la historia. Desarrolló su carrera en la década de los 70, y jugó en Chile, Uruguay y Brasil. Fue designado mejor jugador del continente en 1974, 1975 y 1976.

Disputó tres mundiales con el combinado chileno, y gracias a su fuerza y anticipación fue considerado junto a Franz Beckenbauer como uno de los mejores defensores del Mundial 74.

Cuenta en su palmares con cinco títulos de liga que consiguió en sus etapas en el Peñarol uruguayo, el Internacional de Porto Alegre brasileño y Palestino chileno.

7.- LEONIDAS

Leonidas Da Silva dio inicio en la década de los años 30 a la tradición brasileña de delanteros talentosos que perdura hasta hoy día. Se le conoció con el sobrenombre de 'El Diamante Negro' y se le atribuye la creación del vistoso regate de 'la bicicleta'.


El carioca hizo vibrar con su juego a los aficionados de Flamengo, Botafogo y sobre todo Sao Paulo club en el que disputo 9 temporadas y marcó 140 goles. Con la seleccion canarinha estuvo presente en los mundiales de 1934 y 1938.

6.- ALBERTO SPENCER

El delantero Alberto Spencer es considerado el futbolista ecuatoriano más destacado de todos los tiempos, y uno de los 20 mejores futbolistas sudamericanos de siempre. Spencer, de familia jamaicana, inició su carrera en 1953 en el Everest de Guayaquil, donde destacó por su olfato goleador.


No obstante fue en el Peñarol uruguayo donde sus actuaciones fueron más recordadas, disputó 10 temporadas, consiguió más de 300 goles y coincidió con la época más dorada del equipo carbonero. En Montevideo se alzó con 7 ligas nacionales, 3 Copas Libertadores y 2 Copas Intercontinentales.

5.- JOSE MANUEL MORENO

Jose Manuel Moreno, 'Charro', formó parte de la delantera más recordada en la historia de River Plate: La Máquina. En la década de los 30, el bonaerense lideró al club y su estilo habilidoso, creador y ofensivo le convirtió en todo un ídolo de la época. Sus correrías nocturnas hicieron el resto de su leyenda.


'Charro' jugó en distintas etapas en River, pero también jugó en México, Chile y Colombia, países en los que ganó la liga y se convirtió en uno de los primeros futbolistas en ganar cuatro títulos domésticos distintos.

4.- RIVELINO

El extremo Roberto Rivelino, brasileño de origen italiano, fue uno de los mejores delanteros en la liga brasileña en la década de los 70. Se caracterizó por la potencia en el golpeo del balón, un estilo similar al que heredaría Roberto Carlos.


En su carrera jugó para Corinthias y Fluminense, participando en una de las mejores épocas del último club. Su calidad en los regates y lanzamientos a portería le granjearon un puesto en la selección brasileña en el Mundial de 1970 junto a Pelé y Tostao, donde Brasil se alzó con el campeonato.

3.- CARRIZO

Amadeo Carrizo, conocido como Tarzan, es el portero latinoamericano más importante de la historia. Su poderío físico, media cerca de 1,90 y su carisma le hicieron el estandarte de River Plate en la portería en los 40. Disputo un total de 24 temporadas hasta su retiro en Millonarios de Colombia.

Carrizo creó escuela al ser uno de los primeros porteros en dominar el juego de pies, lanzar el contraataque desde el saque de portero o instaurar el estilo actual de los porteros en los 'uno contra uno'. Es presidente honorario en River Plate donde disputó 513 partidos.

2.- TOSTAO

Eduardo Gonçalves, más conocido como Tostao, fue considerado en su día como 'el Pelé blanco'. Sus magníficos pases y estilo imaginativo creó escuela en Brasil, y además destacó por su habilidad pese a su pequeña talla.

En los años 60 se convirtió en un verdadero ídolo en las filas del Cruzeiro, antes de jugar una sola temporada con el Vasco de Gama, antes de finalizar su carrera deportiva con tan solo 26 años. Una lesión en el ojo le retiró de la práctica deportiva prematuramente, aunque para entonces su legado futbolístico y cultural era innegable. Jugó dos mundiales, proclamándose campeón en México 1970.

1.-PELÉ

Edson Arantes do Nascimento es innegablemente el mejor futbolista latinoamericano que nunca jugó en Europa. Su estilo en el campo inició la modernidad en el fútbol. Destacó por su pasmosa facilidad para driblar adversarios, realizar regates imposibles y llevar la pelota cosida al pie.

Culturalmente se trata de un icono deportivo mundial por su espíritu combativo y su éxito como líder natural. Participó en cuatro mundiales, ganando tres, récord que perdura hoy día, mientras que en clubes fue siempre fiel al Santos brasileño, salvo su retiro en la liga estadounidense en 1975.

Marcó mas de 540 goles en liga brasileña, mientras que con la selección tiene la imbatible marca de 95 goles en 92 partidos. En el Santos ganó innumerables títulos domésticos además de dos Copas Libertadores y dos Copas Intercontinentales.