Público
Público

Anna Tarrés demandará al presidente de la Federación Española de Natación

La exseleccionadora responsabiliza a Fernando Carpena de la carta en la que quince exnadadoras denunciaban sus supuestos tratos vejatorios

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La entrenadora de natación sincronizada Anna Tarrés ha decidido emprender acciones legales contra la Real Federación Española de Natación (RFEN) y su presidente Fernando Carpena, a raíz de la carta difundida por quince exnadadoras en la que se denuncia supuestos tratos denigrantes de la preparadora.

Tarrés, que ha guardado silencio en las últimas semanas, responsabiliza directamente a Carpena de la aparición de dicha carta, por lo que presentará una demanda por vulnerar los derechos fundamentales al honor y a la propia imagen. La entrenadora catalana también pedirá también una compensación económica por todos los daños que le ha ocasionado esta polémica.

La natación sincronizada española vive estos días inmersa en un auténtico cisma. Todo se originó el pasado 7 de septiembre, cuando el presidente Fernando Carpena comunicó por teléfono a Anna Tarrés que no tenía pensado renovar su contrato que expiraba el 31 de diciembre de este año. La decisión cogió por sorpresa a la propia Tarrés y todo el mundo del deporte, ya que Tarrés ha llevado desde 1997 a la selección española de sincronizada a su nivel más alto, acumulando medallas en Juegos Olímpicos, Mundiales y Europeos.

A raíz del despido comenzaron a escucharse voces como la de Paola Tirados en contra de la preparadora. Hasta que hace dos días, quince exnadadoras publicaron una carta en la que denunciaban los métodos dictatoriales que utilizaba Anna Tarrés en sus entrenamientos y detallan testimonios personales de los supuestos tratos vejatorios que empleaba con sus pupilas.

Un día después contestaron a la carta algunas de las actuales miembros del equipo nacional durante la presentación del nuevo equipo técnico, formado por Ana Montero, Esther Jaumà, Anna Vives y Gemma Mengual. La propia Mengual quiso desmarcarse de las denuncias de la documento y la actual líder de la selección, Andrea Fuentes, llegó a asegurar que tan solo tres de las quince denunciantes habían formado parte del equipo nacional en algún momento.

Además, Tarrés dará una rueda de prensa el próximo lunes para explicarse después del silencio de sus últimos días.