Público
Público

Arbeloa: "Pensé que lo de Özil era una broma"

La marcha del turco apena y sorprende a la plantilla del Real Madrid. "Sería de los últimos en salir si dependiera de mí", afirma Ramos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La marcha de Mesut Özil al Arsenal ha sorprendido y entristecido a la plantilla del Real Madrid. Entre los que más lamentan la salida del jugador alemán están dos de los internacionales del Real Madrid, Álvaro Arbeloa y Sergio Ramos. 

Arbeloa confesó que se sorprendió al conocer la salida de Özil: 'Ozil se despidió el domingo, pero la verdad es que pensé que era broma. Estoy un poco sorprendido porque su marcha es una pena y una pérdida muy grande para el vestuario y en lo futbolístico. Es un jugador distinto, no hay algo parecido a él en el mundo, marca diferencias', aseguró Arbeloa a su llegada a la Ciudad del Fútbol de Las Rozas para concentrarse con la selección española.

En esta línea, el defensa reiteró que se trata de una 'marcha dura y difícil' tanto para los jugadores como para la afición. 'Ayer estuve un poco desconectado, pero imagino que para la afición será también una marcha dura porque Mesut (Özil) se hacía querer, no solo por lo bueno que es, sino porque es un fenómeno como persona que cae bien a todo el mundo. Es una marcha dura y difícil para todos', aseveró.

El lateral derecho del Real Madrid  también habló sobre el carísimo fichaje de Bale: 'Ha costado un poquito, pero estoy contento de que esté en el Real Madrid. Se venía hablando mucho y ya está aquí'. 

Sergio Ramos fue igual de contundente a la hora de echar piropos a su excompañero: 'Özil es un jugador diferente. Si yo tuviera que decidir hubiese sido de los últimos en elegir para que se fuera del Real Madrid, Pero tenemos un equipo muy bueno y ojalá que sea un gran año. Ahora ha llegado Bale y como uno de los capitanes le doy la bienvenida. Es un grandísimo jugador y seguro que va a portar muchas cosas'.

Además, el central confesó que se trata de una salida especialmente dura para él porque se trata de 'un amigo'. 'Özil es un compañero y un amigo, su marcha es diferente a cualquier otro porque siempre me he llevado muy bien con él, teníamos un gran feeling y me da pena. Es un futbolista único que además es mi amigo. Pero esto es una decisión suya y cada uno es libre', expresó. 

Por último, Arbeloa quiso ser tajante con el debate de la portería y remarcó que 'no hay nada de que hablar' y también aprovechó la oportunidad para dar la bienvenida en el Real Madrid al galés Gareth Bale. 'No hay debate, ni Iker (Casillas), ni Víctor (Valdés) ni Pepe (Reina). Son tres porterazos. Lo que decida el míster lo apoyaremos. Estoy cansado de siempre lo mismo. Nada que decir sobre el tema', dijo.