Público
Público

Atasco en la cabeza del campeonato

Ya no quedan invictos en la liga Endesa

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Ya no hay invictos en la Liga Endesa. Tampoco quedan equipos por conocer la victoria. El campeonato se define en la igualdad, en partidos más intensos que bonitos con equipos que juegan en bloque y otros que viven de la inspiración de sus estrellas. Diferentes caminos para llegar a la victoria.

Unicaja perdió este domingo por primera vez en liga. Fue en Valencia en un partido dominado por Nando de Colo, ese escolta francés que derrocha físico y clase. Los andaluces se encomendaron a Freeland, uno de los mejores pívots de la ACB, pero no fueron suficientes sus 14 puntos y 10 rebotes para detener a los valencianos.

Su derrota deja la cabeza dividida entre cuatro equipos, a Unicaja se suman los dos grandes, Barcelona y Madrid, y una gran sorpresa, el Lucentum Alicante. Los levantinos son un equipo esforzado que tiene un jugador de tremendo talento llamado Singler. Fue estrella universitaria en Duke y es uno de esos NBA que ha recalado en España por el cierre de la liga americana. Su ausencia pesará cuando se marche, quizá más que cualquiera de otro equipo. Cuando él no esté serán Ivanov o Barnes los mejores contra el Obradoiro, los que manden.

A nadie extraña que Madrid y Barcelona vivan en la azotea de la liga. Los catalanes son un equipo que tiene todo, estrellas y programa. No pasan apuros casi nunca porque su juego es fluido, estudiado y tiene grandes ejecutores. El mejor contra el Fuenlabrada, como suele pasar, fue Navarro con 21 puntos. El Barça vive más fácil con él. En cuanto al Madrid, es más anárquico, a veces parece mal dirigido porque los bases no son virtuosos del control del balón, pero tiene jugadores como Rudy capaces de reventar un encuentro en unas pocas posesiones. Ayer, además, la defensa funcionó, en parte gracias a Begic, que le disputa minutos al indolente Tomic.

Y por abajo el Lagun Aro, sostenido por Baron y Panko, logró su primera victoria del campeonato contra el Manresa. Con todo la mejor actuación de la jornada, y probablemente la más grande en lo que va de campeonato llegó en Sevilla. Allí Paul Davis terminó el encuentro con 21 puntos y 22 rebotes, una trituradora que terminó casi en solitario con las opciones del Manresa.