Publicado: 26.10.2015 11:55 |Actualizado: 31.10.2015 12:02

La Audiencia de Madrid ratifica la libertad de los cuatro ultras acusados en un principio de matar a Jimmy

La sentencia considera que está "plenamente justificada" la excarcelación que decretó el juez Pedro Merchante el pasado 21 de mayo. Los testimonios de dos agentes de movilidad y de un taxista desmontaron la versión de la Policía, al constatar que el hombre al que arrojaron al Manzanares los cuatro ultras del Atlético no era Jimmy, sino Santiago Abarca.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Flores junto al río Manzanarez en Madrid por la muerte de Jimmy.- EFE

Flores junto al río Manzanarez en Madrid por la muerte de Jimmy.- EFE

MADRID.- La Audiencia Provincial de Madrid ha desestimado el recurso de apelación contra la excarcelación de los cuatro presuntos autores de la muerte del ultra del Deportivo de La Coruña Francisco Javier Romero, alias Jimmy, al considerar que su puesta en libertad está "plenamente justificada".

En el auto, al que ha tenido acceso Efe, los magistrados de la Sección Sexta de la Audiencia desestiman los recursos interpuestos por la Liga de Fútbol Profesional (LFP), la acusación particular y la Fiscalía contra el auto del pasado 21 de mayo del magistrado Pedro Merchante Somalo, que ordenó la libertad provisional de los acusados al afirmar que la Policía cometió un "error contundente" en la identificación de Jimmy.



Consideran que la puesta en libertad de los cuatro miembros del Frente Atlético acusados de la muerte de Jimmy está "plenamente justificada" a partir de los testimonios de los dos agentes de movilidad y del taxista que grabó un vídeo, en el que se ve que la persona que fue arrojada al río en primer lugar no es Jimmy sino Santiago Abarca, y que han resultado claves en la investigación.

El auto, contra el que no cabe recurso, señala que las circunstancias que determinaron en su día la prisión provisional de los acusados "fueron desvirtuadas por tales declaraciones".

"Tienen el valor de ser realizadas por quienes fueron testigos de los hechos, frente a la identificación que la Policía efectuó de los imputados en base a los vídeos existentes en las actuaciones, interpretando erróneamente que habían intervenido en la caída al río del fallecido y no en la caída sufrida por Santiago Abaga", explica.

Añade que los dos agentes, que se encontraban en el lugar de los hechos, vieron una primera caída de uno de los intervinientes en la pelea, quien resultó ser Santiago, y como salía nadando por sus propios medios mientras otra persona, en este caso Jimmy, caía también posteriormente al agua y se quedaba pegado a una presa del río, "constatándose la existencia de un error en la identificación".

Por otra parte, los magistrados desestiman también la petición de la Fiscalía y de la acusación particular de imputar un delito de lesiones a los acusados por supuestamente arrojar a Santiago, puesto que "tal imputación, resulta ajena a los hechos" que se concretan "únicamente" a la muerte de Jimmy.

La instrucción se cerrará sin acusados

Tras la resolución de los recursos, todo queda despejado para que el juez que investiga la reyerta ocurrida en las inmediaciones del estadio Vicente Calderón el pasado 30 de noviembre finalice la instrucción que probablemente se cierre sin acusados por la muerte de Jimmy.

Y es que ninguno de los 101 detenidos por las fuerzas de seguridad -82 en las dos primeras fases y 19 en la tercera- está acusado de la muerte del integrante de Riazor Blues, ya que los seis imputados por la Policía de homicidio están en libertad: los dos menores y los cuatro excarcelados por el juez el pasado 21 de mayo.

Los hechos tuvieron lugar el 30 de noviembre de 2014 sobre las nueve de la mañana cuando unos 200 ultras del Frente Atlético y de los Riazor Blues, apoyados por los Bukaneros del Rayo Vallecano, los Alkor Hooligans del Alcorcón y los Ultra Boys del Sporting de Gijón, habían quedado para pegarse a "mano abierta" -sin armas- en las inmediaciones del estadio Vicente Calderón.

No obstante, como se pudo constatar, los radicales utilizaron barras de hierro, bates, palos y todo tipo de elementos contundentes. Once heridos y un muerto fue el trágico resultado de esa macropelea, organizada dos semanas antes por los "hombres de confianza" del Frente Atlético y de los Riazor Blues mediante contactos telefónicos.

La Policía se reafirma en su versión

Mientras, la Policía ha dejado claro que mantiene su versión sobre los responsables de la muerte de Jimmy aunque respeta la decisión de la Audiencia Provincial de Madrid. Tanto la delegada del Gobierno en Madrid, Concepción Dancausa, como el jefe superior de Policía, Alfonso Fernández Díez, han avalado en rueda de prensa la versión policial y han indicado que los investigadores siempre han mantenido la misma hipótesis de trabajo.

El jefe superior ha asegurado que la hipótesis con la que ha trabajado la Policía, la de considerar a los cuatro ultras del Frente Atlético excarcelados como los autores materiales de la muerte de Jimmy, ha sido reforzada con la aparición de elementos de prueba que han sido puestos a disposición del juez. Tras reiterar que acata la decisión judicial, Fernández Díez ha insistido en su versión y no ha querido pronunciarse sobre los testigos protegidos en el caso, debido a su condición y a la necesidad de tomar medidas de precaución.