Publicado: 20.05.2014 09:05 |Actualizado: 20.05.2014 09:05

El Barça despide a la mujer que hizo gestos de mono a un jugador del Rácing

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Barcelona despidió este lunes a una mujer que trabajaba como taquillera en su museo tras identificarla como la protagonista de unos gestos racistas al jugador africano Mahmadou Koné (Racing Santander) durante el partido que el equipo cántabro jugó ayer ante el Llagostera (Gerona).

La mujer fue identificada a través de unas imágenes en las que se le ve imitando los gestos de un mono dirigidos al jugador racinguista. Según ha informado la Cadena SER y ha confirmado EFE, el club barcelonista ha prescindido de sus servicios a raíz de ese gesto.

La acción se produjo durante el partido de ida de la promoción a Segunda disputado entre el Llagostera y el Racing de Santander. En el club azulgrana están muy concienciados con cuestiones referentes al racismo, especialmente tras el incidente ocurrido recientemente en Villarreal, donde un aficionado local lanzó un plátano a Dani Alves.

El club azulgrana dispone desde septiembre de 2010 de un código ético que castiga este tipo de conductas. Concretamente en el punto 4.14 se especifican una serie de principios y valores contrarios a estas prácticas.

Se refiere a la "discriminación o trato inadecuado por razones de género, raza, color, nacionalidad, creencia, religión, opinión política, estado, orientación sexual, minusvalía o cualquier otra circunstancia personal protegida por el derecho, tanto respecto a empleados, directivos, socios o proveedores".

La UE Llagostera ya había denunciado a la aficionada ante los Mossos y ha informado de que no se trataba de una socia de la entidad. Además, el club gerundense le impedirá el acceso a las instalaciones del club de por vida. Las imágenes fueron captadas por las cámaras de televisión -el partido se dio en directo por el canal Esports3- y posteriormente una captura de las mismas fue difundida por las redes sociales.



http://www.quoners.es/debate/crees-que-espana-es-un-pais-racista