Publicado: 24.01.2014 19:13 |Actualizado: 24.01.2014 19:13

El Barça sostiene que Neymar y su familia renunciaron a decenas de millones con su fichaje

El club desgrana su versión sobre el contrato de Neymar y su traspaso, que acabado con una querella por la cual Sandro Rosell dejó ayer la presidencia. Se reafirman en que costó 57,1 millones aunque adimiten que una suma "sin s

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Barcelona ha explicado este viernes su versión de las cifras que rodean el traspaso de Neymar, que acabado con una querella por la cual Sandro Rosell dejó ayer la presidencia del club. Sin embargo, no se ha movido de los números que ha dado siempre: 57,1 millones, y no los 95,1 que se han publicado en las últimas semanas.

Durante una rueda de prensa, el nuevo mandatario culé, Josep Maria Bartomeu y el director del área deportiva, Raúl Sanllehí, han desgranado todas las cifras y la estrategia que siguieron para fichar al brasileño el pasado verano. Una "odisea", la del traspaso y los posteriores movimientos, muy relacionados con el padre del jugador y su entorno. El club ha admitido que sumadas todas las partidas (traspaso, salario, comisiones y varios acuerdos) se llegaría a 86,2 millones (más un bonus prácticamente asegurado de dos millones si es finalista del Balón de Oro), si bien asegura que esta suma no tiene ningún sentido.

Los 57,1 millones los explican los azulgranas con los 17,1 que el Barça pagó al Santos por el traspaso y 40 que recibió la empresa N&N, propiedad, según el club, de los padres del jugador y no de Neymar. Esta firma tenía la potestad para decidir a qué equipo se iría el jugador y por ello el Barça desembolsó dicho montante.

Sin embargo, Sanllehí, hombre clave en la contratación, ha llegado a afirmar que Neymar y su familia rechazaron hasta cien millones que ponía un club para dejar en nada el trato con los culés, además de doblarle el sueldo. "Es de justicia reconocer que decidió venir por su ilusión cuando tenía ofertas mucho mejores; supimos explicarle lo que significaba venir. No nos vamos a disculpar por esta contratación", ha señalado. No ha desvelado, eso sí, si ese equipo fue el Real Madrid, aunque tras cerrarse el traspaso en verano se rumoreó insistentemente con ello.

No ha sido la única alusión al club blanco. El director del área deportiva ha deslizado que "curiosamente se ha filtrado el coste en 95,1 millones, superando así el fichaje mas caro de la historia del fútbol español, no digo más". Y el nuevo presidente se ha referido a cuando los blancos se acabaron llevando finalmente a Di Stéfano en los años 50. "No íbamos a permitir que volviera a suceder", ha dicho. 

En cuanto al resto de partidas, han desvelado que el salario fijo del brasileño es de 8,8 millones por cada una de las cinco temporadas y que su padre se lleva una comisión de 2,7 millones. A esto habría que sumar los 10 millones que el Barça ya ha pagado al delantero como prima de fichaje. El club, sin embargo, afirma que Neymar lo asume como parte del salario y que no se puede atribuir al fichaje. También ha rechazado que se pagara 9 millones por los dos amistosos contra el Santos. "Había una indemnización de 4,5 millones si no se jugaba; pero el primer partido ya se jugó. Y hasta hemos ganado dinero", ha afirmado Sanllehí. Además, ha reconocido que pagaron 7,9 millones por tener un derecho preferencial sobre tres promesas del club brasileño y otros 400.000 euros anuales por el socuting que les hace una firma del padre de Neymar. Asimismo, han explicado que desembolsan 500.000 euros anuales, a través de la fundación del club, al Instituto Projeto Neymar Jr, una fundación de Neymar con fines sociales. El objetivo es promover obras benéficas en Brasil. 

"No pensamos dimitir, de ninguna manera, no daremos un paso atrás"

"La realidad es esta. A veces no hay peor mentira que una verdad mal explicada", ha asegurado Sanllehí, quien ha afirmado que han roto la confidencialidad en la que se amparaban hasta ahora por que así se lo ha pedido hace unas horas el padre del delantero.

Por último, Bartomeu ha descartado dimitir tanto si el socio Jordi Cases amplía la querella y también la hace extensible contra él como si el juez Ruz le imputa. "No hemos hecho nada malo, está todo revisado por abogados y fiscalistas de prestigio. No pensamos dimitir, de ninguna manera, no daremos un paso atrás. Ser imputado no significa que seamos culpables de nada, sino que habrá más investigación".