Publicado: 06.02.2014 23:31 |Actualizado: 06.02.2014 23:31

El CAI se carga al anfitrión

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El CAI Zaragoza dejó fuera de la Copa del Rey al anfitrión del torneo, el Unicaja Málaga, al imponerse por 74-79 en el segundo partido de cuartos de final.

El conjunto aragonés disputará un puesto en la final al Real Madrid, que en el encuentro inaugural del torneo venció por 83-60 al Herbalife Gran Canaria en el pabellón José María Martín Carpena. El encuentro arrancó con un ritmo de anotación alto, dominado en Unicaja por Caner Medley, aglutinando los primeros cinco puntos de su equipo. Éstos fueron contestados rápidamente por Shermadini y Sanikidze.

La relajación defensiva cajista en los primeros minutos permitió que el CAI consiguiera una ventaja cómoda hasta el ecuador del cuarto (min 5, 7-13). El entrenador, Joan Plaza, intentó dinamizar el ataque local, lastrado en los últimos minutos, con la entrada de Dragic y Kuzminskas. El segundo cuarto comenzó con el Unicaja más sólido en defensa, pero aún con problemas en anotación. La revolución llegó de la mano del alero lituano Kuzminskas, que con tres canastas consecutivas, redujo la distancia a un punto (min 12, 17-18).

El desacierto del CAI en el tramo final fue aprovechado por los malaguños, que tomaron la máxima distancia gracias a las aportaciones, sobre todo, de Dragic y Caner Medley. Shermadini sustentaba a su equipo en la parcela anotadora, finalizando como máximo anotador de la primera mitad con trece puntos, insuficientes para dejar a los suyos por delante.

El CAI saltó a pista con la firme intención de dominar y darle la vuelta al electrónico, de la mano, en los primeros compases, de Roll, Llompart y Jones. A través, sobre todo, de su juego interior, consiguió en apenas cuatro minutos reducir la distancia a tres puntos. Un mate de Sanikidze sirvió de revulsivo para los de José Luis Abós. Su aportación, junto con la de Shermadini, reservado en los primeros minutos de cuarto, fue determinante para aportar contundencia defensiva y reducir distancias. El Unicaja se vio superado tras un triple de Rudez (min 28, 49-50). Zaragoza estaba ante sus mejores momentos de baloncesto, y dominó claramente el penúltimo cuarto. (min 30, 51-56).

El acto final arrancó con el guión dejado en el anterior cuarto. Un triple de Roll abrió el primer minuto, alcanzando la máxima distancia hasta el momento de los visitantes (min 31, 53-60). Fue entonces cuando la defensa del Unicaja más trabajó, intensificando la presión. El equipo zaragozano supo zafarse de ella, más aún gracias al trabajo de Sanikidze, fue fundamental para afrontar estos exigentes compases. El tramo final entró en una dinámica de juego muy pareja, y el público se convirtió en un actor principal animando sin cesar a los anfitriones.

A pesar de ello, la aportación de Tabu, con un triple y una recuperación determinantes, y la falta de acierto cajista desde la línea de tiros libres, imposibilitaba la remontada de los pupilos de Plaza. Un triple de Rudez encarriló la eliminatoria del lado visitante, estableciendo a falta de un minuto una diferencia de siete puntos (min 39, 65-72).

74 - Unicaja (11+27+13+23): Vidal (-), Suárez (-), Toolson (-), Hettsheimeir (-), Caner-Medley (21) -cinco inicial- Sabonis (-), Urtasun (2), Granger (6), Vázquez (2), Kuzminskas (18), Dragic (18), Stimac (7).

79 - CAI Zaragoza (15+16+25+23): Stefansson (3), Rudez (16), Llompart (5), Sanikidze (12), Shermadini (15)- cinco inicial- Jones (10), García (-), Roll (11), Tomás (-), Tabu (7), Fontet (-).

Árbitros: Juan Carlos García González, Miguel Ángel Pérez Pérez y Carlos Cortés.

Incidencias: Partido correspondiente a los cuartos de final de la Copa del Rey disputadO en el Palacio de los Deportes Martín Carpena ante 10.000 espectadores.