Público
Público

El circuito se redondea

Cambia de nombre, imagen, presidente, patrocinadores y, la principal novedad, de puntuación. Las nuevas clasificaciones buscan ser más comprensibles para los aficionados

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El tenis vive uno de sus mejores tiempos en décadas, con un gran interés por parte de los medios y la afición. La ATP, a pesar de todo, sigue introduciendo modificaciones en el circuito cada año para hacerlo más atractivo y conseguir mayor rentabilidad económica. Estos son algunos de los más relevantes en 2009.

La ATP trata de premiar al máximo las ciudades en las que se disputen los torneos más grandes y devaluar aquellasa las que la afición no acude con tanto entusiasmo. Los Grand Slam, estables desde principios del siglo pasado, siguen siendo los mismos. Lo que más se modifica es el siguiente nivel, los Master Series. La última entrada en estos prestigiosos torneos fue Madrid, y este año la capital española también será una de las que cambie. Nueva fecha, en mayo, y nueva superficie, la tierra batida.

También se incluirá un cuadro femenino con las mejores jugadoras del mundo. El torneo más perjudicado es el de Hamburgo, que ha caído de la lista de los Masters. El torneo alemán ha interpuesto una querella fallada a favor de la ATP en primera instancia por este cambio. El hueco de Madrid en octubre pasará a ser ocupado por Shanghai, que deja de albergar la Copa Masters.

Hasta el momento, París era la ciudad con más tenis de calidad. La capital gala tiene uno de los cuatro Grand Slam y un Masters Series. Ahora, París estará un escalón por debajo de Londres, que añadirá a Wimbledon la disputa de la Copa Masters, el último torneo del año en el que se presentan los ocho mejores jugadores del mundo.

El calendario femenino también se ha modificado para que las mejores jugadoras acudan a los mismos torneos. Para ellas serán obligatorios los cuatro Grand Slam y cuatro torneos más (Madrid, Pekín, Indian Wells y Miami). Se pretende además hacer un calendario más condensado para que las tenistas puedan disfrutar de mayores descansos.

Ettiene de Villiers dejará de ser presidente de la ATP este año y ya se ha puesto en marcha el proceso de elección. Kris Dent, portavoz de la ATP, afirma que ya se conoce una lista de candidatos y en fechas próximas se hará la elección.

La ATP ha decidido cambiar este año las denominaciones. Los Master Series ahora serán nombrados como Masters 1.000. Estos torneos serán Indian Wells, Miami, Madrid, Roma, Canadá, Cincinnati, Shanghai, París y Montecarlo, aunque este último no será obligatorio. Los llamados anteriormente International Series Gold pasan ahora a ser los torneos 500. Entre ellos se encuadran los españoles Barcelona y Valencia. El último nivel se llamará torneos 250.

También el circuito entero cambia su nombre. Antes se llamaba ATP Tour y ahora será conocido como ATP World Tour, que además lleva consigo un cambio de imagen, con nuevo logotipo incluido.

Los nuevos nombres tienen un significado. Las cifras que los denominan serán los mismos que la cantidad de puntos que reciba el ganador. Los vencedores del Grand Slam conseguirán 2.000 puntos, los de los Masters series 1.000, 500 en el siguiente escalón y 250 los demás torneos.

Kris Dent señala a Público que con las nuevas denominaciones se simplifica el sistema para hacerlo más comprensible. Los ganadores de los torneos se verán beneficiados con una mayor puntuación al considerar justo la organización dar un reconocimiento a los vencedores. Por ello, ganar un torneo 1.000 significará prácticamente los mismos puntos que ser finalista en un Grand Slam y ganar un torneo 500 dará casi los mismos puntos que ser finalista en uno de 1.000. El nuevo sistema, según la ATP, no perjudicará a los torneos más pequeños ni a los challengers, que disfrutarán de la misma posición que tenían.

Otro cambio importante será la inclusión de la Copa Davis como puntuable. El torneo por equipos podrá dar un máximo de 500 puntos a un jugador del equipo campeón que haya ganado sus dos partidos en cada una de las rondas de la competición. A principio de año se han doblado las puntuaciones de todos los tenistas para ajustarlas al nuevo sistema.

Hay quejas de los jugadores sobre el reparto del dinero recaudado en los torneos. La ATP, consciente de la relevancia de los tenistas, trata anualmente de subir los premios conseguidos en cada una de las citas del calendario. Los mayores cambios vendrán en los bonus que reciben los 12 primeros del mundo. Esta temporada se repartirán a final de año 4,5 millones de euros. A este bonusno se podrá acceder si no se ha acudido a los torneos obligatorios. En los premios generales el circuito repartirá más de 60 millones de euros en total.

Al finalizar el pasado año concluyó el patrocinio de Mercedes en el circuito, por lo que sólo Aerolíneas surafricanas, Stanford, Enel y Ricoh continúan como patrocinadores del circuito. Kris Dent ha confirmado que ya buscan nuevas empresas para cubrir el hueco.