Público
Público

Contador enseña los dientes

Evans aventaja en meta al madrileño por menos de media rueda

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Creyó que había ganado. Sobre la misma línea de meta, Alberto Contador levantó un brazo. Pero lo bajó rápido. Acababa de ver que Cadel Evans había conseguido dar un último golpe de riñón que le iba a conceder la victoria por menos de media rueda. En cualquier caso, lo importante estaba hecho. El madrileño olisqueó a su víctima y enseñó los dientes. La dentellada sobre Andy Schleck fue de sólo ocho segundos. Pero intimida.

La cuarta etapa, entre Lorient y Mur de Bretagne, sobre 173 kilómetros, terminó con un vibrante mano a mano en el muro final. En los últimos metros, el pinteño y el australiano notaron la debilidad del resto y se lanzaron a por la línea de meta. Andy Schleck no había podido seguirles, pero sí el noruego Hushovd, confirmando la teoría de que el maillot amarillo aporta un extra de fuerza.

Contador calificó de 'moralmente importante' su segundo puesto. 'Ha sido un día importante para la moral, la mía y la del equipo, porque no hemos empezado con buen pie'. Sobre los ocho segundos robados a Schleck, el madrileño afirmó que 'no es mucho con respecto a lo que se perdió en los dos primeros días pero es positivo. Sacarle ocho segundos a Andy en un kilómetro es algo increíble, no se consigue ni en una contra-rreloj por equipos', concluyó el de Pinto, para añadir que esa ventaja 'no significa nada'.

Andy Schleck estaba molesto después de la etapa. 'Yo nunca dije que Contador estuviera eliminado. Tuvo mala suerte el primer día y no tenía equipo para ganar la contrarreloj por equipos', matizaba el luxemburgués. En relación con los ocho segundos perdidos, el líder del equipo Leopard reconoció que 'no es algo bueno pero hay que conformarse. Cuando aceleraron iba un poco justo de fuerzas. He tratado de controlar pensando que podría alcanzarlos. Me inquietaba este puerto porque no se adapta bien a mis características, prefiero subidas más largas. No tengo suficiente potencia para sprints de un kilómetro', confesó.