Publicado: 21.06.2014 07:00 |Actualizado: 21.06.2014 07:00

Del Bosque, la última diana de los dardos de Maradona

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Diego Armando Maradona, uno de los mejores jugadores de la historia del fútbol, no dejó los focos cuando decidió colgar las botas a finales de los años 90. Todo lo contrario. El Pelusa ha seguido siendo protagonista, en gran medida, gracias a su verborrea y a los pocos pelos que tiene en la lengua. Futbolistas, entrenadores, periodistas, pasando por presidentes de Gobierno e incluso el Vaticano han sido objetivo de las críticas y burlas del astro argentino.

El último de ellos ha sido el seleccionador español, Vicente del Bosque, que recibió el mote de "bigotón" de boca de Maradona cuando analizó en el programa De zurda, transmitido por el canal multinacional Telesur, la derrota de la selección española ante Chile, que supuso su eliminación del Mundial de Brasil. Pero no ha sido el único.

El legendario futbolista brasileño es uno de los objetivos habituales del Pelusa. De él, Maradona ha afirmado que Pelé "debutó con un pibe" que "lleva 20 años sin hacer nada" y, defendiendo a su compatriota Leo Messi de unas declaraciones de O Rei, el ex astro mundial manifestó "que vuelva al museo, que tome la pastilla justa. No puedes confundir las pastillas y hacer tonterías".

El futbolista del Manchester City no acabó de la mejor forma posible su relación con la hija de Diego, Giannina Maradona. "Es un cagón, no lo quiero ni nombrar", dijo Maradona en una entrevista con la emisora de radio Metro, después de que Agüero acudiese acompañado por sus abogados a una reunión con su expareja.


El crack portugués tampoco se salva de la mirilla de Maradona. En una entrevista concedida a TVR de Argentina, el Pelusa se mofó de las celebraciones del jugador del Real Madrid afirmando que "Cristiano hace un gol y se para como si te vendiera la publicidad del champú".


La relación con el exfutbolista del Villarreal y Barcelona se tensó cuando el mediapunta decidió renunciar a la selección argentina en 2009 por discrepancias con el propio Maradona. Cuando el jugador argentino anunció que estaba meditando su retirada, incumpliendo su contrato con Boca Juniors, el Pelusa manifestó que "no puede traicionar al 75% de los aficionados del país", los cuales, según Maradona, son hinchas boquenses.


Sobre el astro francés, Maradona aseveró que "se le salió la cadena" al agredir al central italiano Materazzi en la final del Mundial de 2006, en una entrevista concedida al diario argentino Olé.


El expresidente de Estados Unidos también es una persona non grata para Maradona. "Bush es un asesino, por eso soy amigo de Fidel Castro", ha declarado en más de una ocasión.


La Iglesia Católica tampoco sale bien parada del argumentario del Pelusa, después de que Maradona, al visitar la Ciudad del Vaticano, asegurase que "cuando entré al Vaticano y vi todo ese oro me convertí en una bola de fuego".

Después de vencer 1-0 a Uruguay con la selección argentina en 2009 y clasificar a la albiceleste para el Mundial de 2010, Maradona no se cortó en la rueda de prensa ante los periodistas y se refirió a ellos diciéndoles: "A los que no creían en este equipo, con el perdón de las damas, que la chupen. Que la sigan chupando".