Publicado: 21.11.2013 16:57 |Actualizado: 21.11.2013 16:57

Detenido un entrenador de fútbol sala por abusos sexuales a siete menores

C.M.B, de 38 años y vecino de Rivas, ya se encuentra en prisión. Aprovechaba las concentraciones de los equipos para aprovecharse de las niñas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Agentes de la Guardia Civil, pertenecientes al Equipo de Policía Judicial de Rivas Vaciamadrid, han logrado detener a un varón que ejercía labores de entrenador de fútbol sala en diferentes equipos de Madrid, por cometer, presuntamente, abusos sexuales a siete de las jugadoras a las que entrenaba, habiendo sucedido los hechos en distintos episodios a lo largo del tiempo, ha informado la Comandancia de Madrid en una nota de prensa.

La investigación tuvo su inicio a principios del mes de noviembre tras recibir el cuartel de la Guardia Civil de Rivas Vaciamadrid una denuncia de un vecino de Madrid en la que ponía en conocimiento de los agentes que su hija, menor de edad, había sido víctima el julio en esa localidad de un abuso sexual por parte de su entrenador del equipo de fútbol sala femenino.

La víctima, en su denuncia, comunicaba a los agentes que posiblemente existía un mayor número de compañeras que hubieran podido sufrir abusos sexuales por parte del mismo entrenador. Por este motivo, los agentes comenzaron una investigación, llegando a recabar testimonios de una totalidad de seis menores más, formulando éstas denuncias por los citados hechos como presuntas víctimas de abusos sexuales por parte del entrenador.

El entrenador aprovechaba las diferentes concentraciones en las competiciones deportivas, tanto de equipos como de selecciones, para abusar de las menores cuando éstas se encontraban descansando en sus habitaciones o en su domicilio aprovechándose de su condición de entrenador, así como de sus supuestos conocimientos sobre masajes deportivos.

El autor de los hechos ha estado entrenando a diferentes equipos de fútbol sala de la Comunidad de Madrid durante 18 años y actualmente ejercía funciones de entrenador o ayudante en las categorías de sub-17 y sub-21 de la Selección Madrileña de Fútbol Sala Femenino.

Todas las víctimas eran menores de edad cuando se produjeron los hechos, con edades comprendidas entre los 12 y los 17 años de edad, menos un episodio de una de las víctimas, teniendo la misma 18 años de edad ya cumplidos. Por tales hechos se procedió a la detención de C.M.B., madrileño de 38 años de edad y vecino de Rivas Vaciamadrid, para quien la autoridad Judicial competente, que entiende de la causa, dictó su ingreso en prisión.