Público
Público

¿Quién detiene al Kun?

Los técnicos de Atlético y Barça reniegan del clásico partido de ida y vuelta que suelen protagonizar ambos equipos. Guardiola no da pistas sobre la defensa, plagada de bajas y en la que puede debutar un juvenil

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La última visita del Atlético de Madrid al Camp Nou a punto estuvo de costarle una úlcera a Guardiola que, disgustado con su equipo a pesar de la victoria, se marchó a casa cariacontecido tras un loco y delicioso 5-2 que hizo justicia a la historia reciente de los duelos entre ambos clubes. Los aficionados presentes en el Camp Nou, en cambio, se lo pasaron en grande.

'Con un partido de ida y vuelta, ganan ellos; dominan más la escena. Si les damos un escenario así, son más fuertes que nosotros', adviritó ayer el técnico del Barça tras insistir durante la semana en el vestuario con ese mismo discurso. Tampoco Quique en el Atlético firma un partido abierto. 'Si me garantizan que así vencemos, a correr como locos y a ganar', bromeó ayer el entrenador rojiblanco. A pesar de la voluntad de los técnico, en los desafíos entre colchoneros y culés suele imperar la imprevisibilidad.

Esta vez, el conjunto catalán se presenta en el Calderón con un equipo mermado por las bajas en defensa. Sin Márquez y Touré, sancionados, ni Alves, Abidal y Chygrynskiy, lesionados, o Guardiola se reinventa un zaguero Jeffren, Keita o Busquets o no le queda otra que dar la alternativa a uno de los chavales del juvenil.

Hoy viajan con los mayores a Madrid Bartra, Muniesa y Jonathan dos Santos. Los dos primeros 'pueden jugar en el lateral o en el eje', convino el de Santpedor. 'Por eso me los llevo', abundó mientrsa sorteaba las preguntas sobre la alineación para no ofrecer ninguna pista de quién jugará esta noche junto a Puyol que arrastra problemas en la espalda, Milito y Maxwell.

No descartó repetir con Jeffren de lateral, como ante la Cultural Leonesa 'básicamente es un extremo y hay que pensar bien las cosas porque tendrá delante a Simao, Reyes o Jurado, pero ya lleva tiempo con nosotros y tiene condiciones; es rápido, valiente y atrevido', dijo Pep sobre el canario, ni tampoco retrasar a Keita, aunque esa opción parece menos probable. Lo que sí proclamó Guardiola es que no se plantea cerrar en defensa con solo tres hombres. 'Con un equipo como el Atlético es imposible', sentenció para añadir: 'Todos los convocados están más que capacitados para responder. Los últimos siete años hemos ganado una vez en el Calederón y siempre fuimos con el mejor equipo posible... Tengo tanta fe en los que están como en los jóvenes'.

La reciente clasificación del equipo rojiblanco para la final de la Copa puede significar un respiro para el equipo madrileño, ahogado en la parte media-baja de la tabla, a 12 puntos de los puestos europeos, en la competición regular. 'Tiene que ser bueno como punto de partida, como punto de inflexión para que los jugadores se liberen y como punto de emoción para que estén alegres. No veo ningún punto negativo para que el Atlético se relaje o encuentre una situación en Liga plácida. Todo lo contrario. Nos tiene que servir de motor para conseguir otros objetivos', advirtió Quique.

En principio, el Atlético peleará hoy con el líder con su once habitual liderado por el Kun. El preparador rojiblanco sólo sorprendió con la inclusión en la convocatoria de un centrocampista del filial, Rubén Pérez, en detrimendo de Camacho, que se quedó fuera de la lista.