Público
Público

Eufemiano es el médico de Marta desde 1999

Según consta en la documentación del caso, el estallido de la 'operación Puerto' no interrumpió la relación con la corredora

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Eufemiano Fuentes, imputado en la operación Galgo, ha mantenido una larguísima relación como supervisor de la preparación de Marta Domínguez. Según consta en la documentación del caso, el médico canario ha trabajado como asesor médico de la atleta palentina durante 11 años. Fue en 1999, un año antes de los Juegos de Sidney, cuando Fuentes se hizo cargo de la planificación de la corredora. El cabecilla de la operación Puerto, donde se le conocía con el alias de Astérix para no dejar rastro, decidía qué productos debía consumir la campeona del mundo y cuándo y de qué forma debía efectuarse la administración de las sustancias.

Marta comenzó a trabajar con Eufemiano cuando sólo contaba 23 años. Los primeros resultados no fueron buenos, porque la palentina no tuvo una actuación destacada en Sidney. Sin embargo, en 2001 se produjo su explosión. En los Mundiales de Edmonton (Canadá) logró la medalla de plata en los 5.000 metros y un año más tarde se proclamó ya campeona europea de la misma distancia.

La campeona del mundo no declarará ante la jueza hasta la próxima semana

El trabajo con Fuentes, dirigido en la pista por su anterior entrenador, Mariano Díez, siguió dando frutos con otra plata en los Mundiales de París y oro en los Europeos de Gotemburgo, en 2006. Pero faltaba algo. Marta ansiaba un oro olímpico o mundialista. No los había conseguido. Y había que hacer algo.

La atleta palentina decidió cambiar de distancia. Saltó a los 3.000 metros obstáculos en 2008 y para ello contrató los servicios de César Pérez, sólo como asesor para la técnica de los obstáculos, que ella ignoraba. Marta se adaptó muy bien a la prueba, pero se cayó en la final de los Juegos de Pekín cuando luchaba por el podio.

Al año siguiente estalló la situación del doble entrenador. Marta rompió de golpe con Mariano Díez una relación de dos décadas, con frialdad y sin demasiadas explicaciones. César Pérez quedaba como único entrenador y sería el que guiaría en solitario su preparación para lograr el oro en los Mundiales de Berlín, en 2009. O eso creían todos. Era falso. Por detrás, según aparece en la documentación de la operación Galgo, estaba la mano negra de Eufemiano, el auténtico cerebro del dopaje en España.

Alguersuari pide más respeto: 'Se haya dopado o no, es una atleta'

El médico canario se ha reincoporado con normalidad a su puesto de trabajo como médico de familia en el ambulatorio de Schamann, en Las Palmas. 'Está imputado por un tema muy concreto', explicó ayer a Efe Pedro Cabrera, el presidente del Colegio de Médicos de Las Palmas; 'en su profesión habitual como médico no ha cometido ninguna infracción. Y si la hubiera, que se denuncie', añadió. Con todo, Cabrera afirmó que la comisión ética y deontológica del colegio tiene el caso encima de la mesa para analizar y tomar o no medidas.

Su cliente Marta Domínguez permanece en su domicilio de Palencia. Ayer se supo, según informó el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León, que no prestará esta semana declaración ante la jueza por su implicación en la trama.

La atleta recibió ayer muestras de cariño. Del PP de Venta de Baños, que impulsa un documento de apoyo moral e institucional a 'nuestra Marta, la persona que más y mejor ha paseado el nombre de la ciudad y Palencia por el mundo'. De su marca deportiva, Nike, que 'respetará su contrato mientras no se demuestre su culpabilidad'. Y del piloto Jaime Alguersuari: 'Sin pruebas suficientes, se la trata como si fuera una delincuente. Se ha dejado la vida en esto y, se haya dopado o no, es una atleta'.