Público
Público

El fútbol sigue de fiesta

Miranda se vuelca ante la histórica visita del Athletic, el segundo equipo más querido en la localidad burgalesa

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Más allá de la disputa de medio billete para la final de Copa, la cita de hoy en Miranda de Ebro es un nostálgico viaje al pasado. Un reencuentro con el fútbol menos artificial, el que representan los 6.000 aficionados que llenarán el campo que no estadio, aunque oficialmente se llame así de Anduva para vivir una cita histórica. Los seguidores de un humilde club nacido hace 85 años acudirán con la sensación cierta de que posiblemente no vuelvan a vivir algo semejante jamás.

Se trata del partido de ida de una semifinal de Copa del Rey frente al Athletic, uno de los históricos del fútbol español. Un rival especialmente querido en la localidad burgalesa por proximidad (a 80 kilómetros de Bilbao) y por ese espíritu centenario que le lleva a sobrevivir con orgullo en la élite fiándolo todo a futbolistas de origen vasco y del entorno de Euskadi.

6.000 ilusionados seguidores abarrotarán el estadio de Anduva

Un Athletic que, con matices, sigue siendo el más cercano a la esencia del fútbol y que, además, de la mano de Marcelo Bielsa ha reverdecido el gusto por el juego estético y arrollador a la vez. El bilbaíno siempre ha sido, además, un equipo copero posee 23 títulos y ello le agrega otro aliciente. Carlos Pouso, entrenador vizcaíno del Mirandés, es uno de los declarados seguidores del Athletic en el exilio, pero hoy querrá a toda costa, 'y por primera vez', la derrota del club de sus amores. 'Lo difícil no es jugar contra ellos, sino pararles reconoce el técnico local. Sabemos que son favoritos, pero nosotros no perderemos, si acaso ellos nos ganarán'.

Enfrente, y fiel a su estilo, Bielsa no escatimó elogios hacia el Mirandés: 'Sus datos hablan por sí solos. Han eliminado a tres Primeras (Villarreal, Racing y Espanyol), le damos el mismo nivel de dificultad que a todos los equipos con los que jugamos. Es un conjunto aguerrido y compensado, con un buen tratamiento del balón'.

El entrenador argentino, que dice no recordar 'haber participado en competiciones con equipos de diferentes categorías', también tuvo palabras muy especiales para su colega: 'El trabajo de Carlos Pouso es admirable, las limitaciones con las que trabaja en comparación con nuestras condiciones agigantan su trabajo'. Y, cómo no, para Pablo Infante, la estrella del Mirandés y máximo goleador de la actual Copa (7): 'Ha tenido una incidencia marcada y merece los reconocimientos que está teniendo'.

Pouso, entrenador local, afronta su gran reto profesional

'Tenemos que estar preparados para lo que nos encontramos', advierte Bielsa sobre lo que le espera al Athletic en un campo y una ciudad volcados. Unos seguidores animosos que abarrotarán las gradas y, de pie, echarán el aliento en cada jugada. Pouso no niega la premonición de su homólogo, pero matizando lo que en Miranda se entiende por disfrutar de una ocasión única: 'Que nadie espere un ambiente infernal de tirar piedras o insultar. El fútbol en Anduvaes una fiesta. Y más con el Athletic, el segundo equipo más querido en la ciudad'. Pura esencia deportiva.