Público
Público

Guardiola: "El Barcelona no se queja de los árbitros, otra cosa es que digamos si es penalti o no"

"¿Que jugó bien el Madrid en el Camp Nou? Jugó cojonudo. Como nosotros en el Bernabéu. Hay que felicitarlo y ya está", dice el entrenador del Barça

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

'En estos cuatro años, desde que soy yo entrenador, este club ha sido modélico en el empate y todavía más en la derrota', ha subrayado Pep Guardiola, técnico del Barcelona, cuando ha sido cuestionado hoy sobre las quejas al estamento arbitral.

Guardiola ha salido, una vez más, al rescate de su club y en defensa de Sandro Rosell, que hoy había dejado entrever que los colegiados estaban perjudicando al Barça más que otras temporadas y que, según el técnico, 'ha estado impecable, como siempre desde que es presidente'.

'Sigo pensando, y sé que buena parte del Estado español no estará de acuerdo, que en estos años que soy entrenador no es ningún referente el tema arbitral, ni tema de partida ni cosa partidaria en nuestra forma de trabajar. Si quieren pensar que el Barcelona se queja, los estamentos son peligrosos. El Barcelona no se queja de los árbitros, otra cosa es que digamos si es penalti o no es penalti', añadió. 

Locuaz, sincero y sin rehuir los temas más candentes de la actualidad azulgrana, el entrenador del Barça ha recordado lo que ha hecho su equipo hasta ahora: 'Nadie en la historia, durante un período tan corto, ha conseguido tantos títulos, nadie. Así que no puedo dudar de estos jugadores, bajo ningún concepto'.

Enamorado del juego, se ha postulado en contra de todo lo que es 'accesorio' al fútbol. Por eso cree que el asunto de los árbitros le causa 'un daño irreparable' y que no se puede disfrutar de un escenario futbolístico donde 'todo está bajo sospecha'.

'¿Que jugó bien el Madrid en el Camp Nou? Jugó cojonudo. Como nosotros en el Bernabéu. Hay que felicitarlo y ya está. Así debe ser el deporte', ha manifestado Guardiola.

Guardiola sabe, 'por el tono' que muchos culés ya dan la Liga por perdida

En una comparecencia de tres cuartos de hora, el técnico de Santpedor ha hecho un balance positivo de la primera mitad de la temporada, donde el Barça han ganado los tres títulos que ha disputado.

'Hemos sacado un 8,5 o un 9, pero en la Liga ha habido otro equipo (el Real Madrid) que ha sacado un 9,5 o un 10', se ha lamentado Guardiola, quien ha subrayado que, en cualquier caso, el equipo solo ha perdido un partido (en Getafe) y que, en los seis empates que lleva en el campeonato, 'nadie, absolutamente nadie', ha sido mejor que el conjunto azulgrana.

Pep Guardiola sabe, 'por el tono' que muchos culés ya dan la Liga por perdida. 'No les voy a convencer de lo contrario, pero ellos tampoco me van a convencer a mí de que no lo podemos intentar, porque aún quedan dieciocho partidos', ha señalado al respecto.

'Tengo que encontrar la manera para que estos chicos aun sientan que pueden alargar esto unos días más', ha explicado el preparador catalán, quien ha calificado de 'apasionante' este 'nuevo reto' en su carrera.

Sin embargo, eso no significa que ya haya decidido continuar una temporada más: 'Me he de poner a prueba cada día. Me he de ganar el derecho a renovar. Sentir que quiero seguir'.

'Me he de ganar el derecho a renovar'

Jugar, y volver a jugar, aumentar el nivel, centrarse solo en lo que uno puede controlar y olvidarse de todo lo demás. 'El único camino es ser mejor. Lo demás, es una pérdida de tiempo y con los altavoces tan fuertes que tienen, perderemos siempre', ha apuntado.

Poco ha hablado, el entrenador del Barcelona de la semifinal de Copa ante el Valencia, 'un rival de 'Champions', un equipo fortísimo, con un gran entrenador y con un estadio en el que la afición aprieta', se ha limitado a comentar.

'Ellos quieren atacar y nosotros queremos atacar más. Y eso es lo que intentaremos hacer mañana', ha anunciado Pep Guardiola, en una nueva declaración de intenciones, una muestra más de su ideario futbolístico, el que dice que a esto se juega con balón y que todo lo que pase fuera del rectángulo de juego solo ensucia este deporte.