Público
Público

El incompleto orgullo de Iker

Casillas no pudo celebrar con un triunfo su partido número 126

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Hace once años y medio, el 3 de junio de 2000, Iker Casillas (30 años) debutó en Goteborg como portero de la selección española en un amistoso ante Suecia. Sustituyó a Molina en el minuto 62 y Guardiola firmó, de penalti, el único gol de La Roja (1-1). El madrileño disputó ayer su partido 126 como internacional, algo que sólo había logrado otro cancerbero, Zubizarreta. Sólo jugó 45 minutos, cedió el puesto a Reina e Inglaterra ganó 1-0. Como reconoció él mismo en La 1, una fiesta incompleta pero muy gozosa: 'Ha sido una pena no poder celebrarlo con una victoria. Ahora comparto ese podio con Zubizarreta, que es anecdótico, pero a nivel personal gratifica. Miras atrás y ves lo que has logrado y te sientes orgulloso'.

'No me gusta tampoco que se destaque a un jugador en concreto en un partido, pero es verdad que es un reconocimiento a mi carrera y estoy muy contento. Tengo que agradecer a mis compañeros de ahora y del pasado por haberme ayudado', añadió el guardameta, que colgó en su cuenta de Facebook un vídeo de agradecimiento a sus seguidores y las fotos de sus guantes y botas, personalizados para la ocasión.

Posteriormente, en rueda de prensa, también volvió sobre el récord de partidos en la portería de España: 'Cuando convives con ese tipo de leyendas o récords día a día prácticamente no te das cuenta. Seguramente, cuando dentro de unos años deje el fútbol y eche un vistazo a la estadística, a los partidos jugados y a los goles recibidos, lo saborearé mucho más que ahora'.

A pesar de la derrota, Casillas considera que 'no hay nada que reprochar al equipo español'. Y lo argumenta: 'Para mí el resultado fue injusto. Hemos tenido más la pelota, más ocasiones de gol claras o no tan claras y hemos sido superiores'.

Igual que hizo Del Bosque, el portero destacó que la selección de Fabio Capello cedió a España el control del balón y se replegó en su campo. 'Sabemos que no va a ser fácil repetir el éxito de la pasada Eurocopa, porque cuando juegan contra nosotros tienen el doble de cuidado, pero tenemos equipo para volver a ganar el torneo', afirmó el portero de Móstoles.

Casillas insistió en quitarle hierro a la derrota y señaló que su obligación es ahora concentrarse para el próximo encuentro ante Costa Rica, el martes. 'Me molesta perder un partido, y más un encuentro bonito como este, un Inglaterra-España en un campo majestuoso como Wembley, pero a veces pasan estas cosas en el fútbol y hay que destacar las cosas positivas: no se le puede pedir más al equipo', apuntó.