Público
Público

Isner paga su gesta con la derrota

John Isner, vencedor del partido más largo de la historia, descubrió ayer que su cuerpo y probablemente su cabeza ya no daban más de sí 

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Tras la gesta, el choque contra la realidad. John Isner, vencedor del partido más largo de la historia, descubrió hoy que su cuerpo y probablemente su cabeza ya no daban más de sí. Las 11 horas y cinco minutos de su partido contra Nicolas Mahut le dejaron sin una gota de energía.

Isner perdió su partido de segunda ronda ante el holandés Thiemo De Bakker de forma tan rotunda como dolorosa: 6-0, 6-3 y 6-2. Comparado con el maratón de tres días, esta vez fue casi un instante fugaz: una hora y 14 minutos. Los 112 puntos directos de saque pasaron a ser cero.

El norteamericano tenía problemas para moverse, y no sólo porque sus músculos ya no le empujaban. Luego, dijo que una ampolla en un dedo del pie le hizo sufrir bastante. Aunque negó que le doliera el hombro, su movimiento en el saque no era ya muy fluido.

'Dormí bien (ocho horas y media), pero mental y físicamente estaba un poco tocado', dijo Isner. 'No me quedaba mucha fuerza en las piernas. Ya estaba bajo de combustible'. Isner se retiró después de la competición de dobles. Mahut, incansable, había jugado y perdido su partido de dobles.

Sin sus maratonianos, el torneo se queda con lo que tenía desde el principio, los mejores tenistas del mundo que parecían haber quedado un poco en la sombra, tapados por el dúo fantástico.

Hoy jugaron dos españoles y ambos saldaron su actuación con derrota. Feliciano López perdió con el austriaco Melzer (6-4, 3-6, 2-6 y 4-6) y Albert Montañés cayó ante el serbio Novak Djokovic por 1-6, 4-6 y 4-6. De la Armada sólo quedan en competición Nadal y Ferrer.