Publicado: 22.04.2015 09:46 |Actualizado: 22.04.2015 09:46

Janning aplaza el billete del Real Madrid para
'su' Final Four

Un triple sobre la bocina del jugador del Efes Pilsen contrarresta otro de Carroll, da la victoria a los turcos (75-72)
y fuerza el cuarto partido de la serie. 

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Los jugadores de Anadolu Efes (d) celebran la victoria ante Sergio Llull (i) del Real Madrid. /EFE

Los jugadores de Efes celebran la victoria ante Sergio Llull del Real Madrid. /EFE

MADRID.- El Real Madrid no ha podido consumar este martes su clasificación para la 'Final Four' de la Euroliga, después de perder en la cancha del Anadolu Efes (75-72) en el tercer duelo de su eliminatoria de cuartos, y tras un partido donde un triple del local Matt Janning ha abrochado sobre la bocina el triunfo turco.

Esta vez en pista rival, el equipo madrileño no fue capaz de echar el cierre a su 'play-off' ante un Efes muy batallador durante toda la serie. Así, los pupilos de Pablo Laso malgastaron la primera oportunidad de sellar billete para una 'Final Four' que, el próximo mes de mayo, se disputará en el pabellón Barclaycard Center de la capital de España.



Los dos compromisos previos entre turcos y españoles, precisamente en el Barclaycard Center, habían mostrado la capacidad del Efes para poner contra las cuerdas el aplomo del Real Madrid. De hecho, los otomanos lideraron el marcador durante varias fases de ambos duelos, y llegando a disfrutar de rentas como la de 17 puntos en el encuentro del pasado viernes.

La historia se repitió este martes, y eso que los madridistas arrancaron el primer cuarto con ligera superioridad, cristalizada en los compases finales de ese periodo inaugural. Tras el ya habitual armónico intercambio de golpes, dominante en los comienzos de cada 'combate' de esta serie, los de Laso estiraron un parcial hasta situarse ocho arriba (11-19) y a solo 1:36 para alcanzar el minuto 10.

El 15-20 figuraba en el electrónico del Abdi Ipekci Arena, donde una bandeja de Sergio Rodríguez abrió el segundo cuarto y otorgó continuidad a la suculenta diferencia en favor de los visitantes (15-22). Fue entonces cuando el Efes reaccionó de la mano de su pívot Nenad Krstic, quien guió a sus compañeros por dentro de la 'pintura' rival.

El escolta Matt Janning auspició desde el perímetro la labor ofensiva de Krstic, para un segundo periodo poco prolífico en el casillero del Real Madrid (17-10). La distancia de dos puntos del marcador (32-30) no era un botín excelso para los otomanos, pero ponía de manifiesto que ellos también sabían desplegar remontadas o jugar a la heroica.

Janning, triple salvador sobre la bocina

El madridista Rudy Fernández dio el pistoletazo de salida a la segunda parte con una canasta que equilibró la contienda (32-32), para que casi a renglón seguido fuese su camarada Jaycee Carroll quien adelantase a los blancos (33-35). Pero esa no sería la tónica imperante de un tercer cuarto nada bueno para los visitantes, que sucumbían al empuje de su adversario y al acierto de Janning en sus tiros lejanos.

El Efes se anotó el parcial acumulado por 24-16 y encarriló un cuarto periodo en el que afrontarían su asignatura pendiente: corroborar la victoria. Tal empresa, a priori sencilla por su rédito (56-46), quizá no lo era tanto si los fantasmas del anterior duelo sobrevolaban la cabeza de sus aficionados, más de 9.000 espectadores congregados este martes en el Abdi Ipekci Arena.

Las hostilidades del cuarto periodo se destaparon con un triple del omnipresente Janning. El 'Chacho' Rodríguez puso la contestación con otra canasta de tres, pero el +13 que había tenido el Efes ya presagiaba que el Real Madrid sufriría hasta el bocinazo de los 40 minutos. Los nervios volvían a invadir ambos banquillos, donde el técnico local Dusan Ivkovic padecía un 'déjà vu' del segundo partido de la serie.

El 'Chacho' cedió el protagonismo de la remontada a Carroll, quien transformó un triple a ocho segundos de la conclusión para firmar el empate 72-72. Pero los dioses del baloncesto europeo no sonrieron en esta ocasión al Real Madrid, que no plasmó una buena defensa final ante sus rivales sobre el parqué del pabellón de Estambul.

El exmadridista Dontaye Draper fue el encargado de dirigir la previsible última jugada del partido, a la postre decisiva, llevando el balón hasta el poste bajo del equipo madrileño; ahí dobló el pase para que Janning, más allá de la línea de 6,75 metros, finiquitara con su trascendente triple las aspiraciones de triunfo visitante.