Publicado: 18.11.2014 22:47 |Actualizado: 18.11.2014 22:47

Kroos fulmina la racha de España

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Un potente disparo desde la frontal de Toni Kroos, a dos minutos del final, que se envenenó por el estado del campo tras el diluvio que cayó sobre Vigo, dio el triunfo a Alemania en el duelo de campeones del mundo (0-1) y fulminó la racha de España como local, de ocho años, que enlazaba 34 partidos sin perder.

Las dos últimas campeonas del mundo demostraron estar lejos de ser los equipos que se alzaron con los títulos. Ambas se convirtieron en la bandera del nuevo fútbol, devolvieron el balón al juego, pero en Balaídos no hubo rastro de esos equipos. Las ausencias por lesión, sobre todo en el equipo de Joachim Löw, y la retirada de jugadores fundamentales en sus onces como Xavi Hernández o Xabi Alonso, en España, o Lahm y Klose, en Alemania, les ha hecho daño.

Ambos seleccionadores tienen mucho trabajo por delante en esta larga transición que finalizará en la Eurocopa de Francia 2016. Quedó claro en Vigo donde Alemania le demostró a La Roja que la goleada ante la indolente Bielorrusia no justifica su recuperación.

El partido se presentaba como una buena oportunidad para que los nuevos, Morata, Nolito o Raúl García, se luciesen ante Vicente del Bosque, pero casi ninguno aprovechó su oportunidad. El delantero de la Juventus aportó cosas diferentes, como un trabajo incansable o juego de espaldas, pero está lejos de ser el nueve que busca la selección; Nolito y Raúl García, pegados a las bandas, apenas brillaron como en sus equipos, Celta y Atlético de Madrid, respectivamente.

Sin Iniesta y Silva por lesión y con Xavi retirado, en Balaídos se confirmó que Isco es el nuevo líder del equipo. Su autoridad ha crecido de forma exponencial esta temporada, tanto en el Real Madrid como en la selección. Sus compañeros le buscan constantemente, a veces incluso en exceso. Él también se ha convencido de lo que representa.

El repertorio del malagueño es ilimitado. No brilló como en Huelva, pero volvió a ser el faro ofensivo, el único que aportó algo diferente a la hora de crear. Incluso cerca estuvo de marcar, pero su remate se marchó alto, sobrepasado el ecuador del primer acto, poco después de que Nolito, en una de las pocas diagonales que lanzó, probara a Zieler.

Con un juego compacto y sencillo, Alemania cumplió el trámite con el menor gasto posible. Su entrenador ya lo había advertido en la previa: buscarían, sobre todo, sorprender al contraataque. No mintió. Sus centrocapistas estuvieron intachables en defensa. Y a partir de ahí intentaron crecer.

Buscaron con rapidez a sus delanteros y encontraron espacios para correr, exactamente lo que les convenía, cada vez que España perdía un balón en la zona de creación. Pero unas veces Casillas, como ante el remate de Götze en el minuto 19, y otras la falta de acierto evitaron el gol alemán.

Y es que Alemania fue la selección que disfrutó de las mejores ocasiones. Bellarabi, que había sustituido al lesionado Müller, hizo daño con su velocidad; el central Rüdiger sacó a relucir los problemas de la selección en el juego aéreo; y Volland, cuando su equipo ya estaba crecido y dominando, probó desde lejos a Kiko Casilla con un potente disparo que obligó al portero a lucirse.

También tuvo España su oportunidad para desnivelar el choque en la recta final, pero Pedro, que acababa de entrar en el terreno de juego, buscó superar a Zieler con una vaselina imposible. El empate parecía inamovible, pero en minuto 89, el madridista Kroos lanzó un misil que se envenenó por la lluvia y Kiko Casilla, que había entrado en el segundo acto, no estuvo acertado, permitiendo a Alemania vengarse, aunque fuese en un amistoso, de las últimas derrotas ante España.

0 - España: Casillas (Casilla, m.76); Azpilicueta, Piqué (Bartra, m.46), Sergio Ramos (Albiol, m.46), Bernat; Sergio Busquets (Camacho, m.46), Bruno; Raúl García (Callejón, m.69), Isco, Nolito (Pedro, m.76); Morata.

1 - Alemania: Zieler; Rudy, Rüdiger, Mustafi, Höwedes, Durm; Khedira (Bender, m.90), Kroos, Volland; Müller (Bellarabi, m.22) y Götze (Kruse, m.83).

Gol: 0-1: m. 90, Kroos

Árbitro: Stefan Johannesson (Suecia). Amonestó a Raúl García (m.62)

Incidencias: Partido amistoso disputado en el estadio municipal de Balaídos ante unos 25.000 espectadores.