Publicado: 17.12.2014 08:45 |Actualizado: 19.01.2015 22:50

Locura en Mestalla, el Celta apea a Las Palmas

El Valencia logra el pase a los octavos de Copa tras remontar contra el Rayo y terminar empatando 4-4. Los gallegos ganan por 3-1 a los canarios. El Almería ganó al Betis (2-1) con un golazo de Zongo desde el centro del campo.

Publicidad
Media: 5
Votos: 1
Comentarios:
El delantero argentino del Valencia Pablo Piatti celebra el gol marcado en propia puerta por el defensa del Rayo Vallecano, Jorge García Morcillo. /EFE

El delantero argentino del Valencia Pablo Piatti celebra el gol marcado en propia puerta por el defensa del Rayo Vallecano, Jorge García Morcillo. /EFE

MADRID.- El Valencia certificó este martes su clasificación para los octavos de final de la Copa del Rey tras empatar (4-4) en el partido de vuelta de dieciseisavos ante el Rayo Vallecano, que estuvo mucho tiempo con el billete en su mano, mientras que el Celta venció a Las Palmas en Balaídos y también seguirá adelante.

En Mestalla, la eliminatoria entre Rayo y Valencia parecía que no daría más de sí teniendo en cuenta el 1-2 conseguido por los 'che' en su visita a la capital de España. Sin embargo, el fulgurante comienzo del choque metió muy pronto en el partido a los pupilos de Paco Jémez, que remontaron el tempranero gol de Paco Alcácer.



Jozabed y Pozuelo mandaron al traste el éxtasis del Valencia en apenas tres minutos y confirmaron su sorpresa cuando Jonathan Pereira batió a Joel poco tiempo después. Un 1-3 que debaja al equipo de Nuno contra las cuerdas con tan solo 45 minutos por disputarse.

En el comienzo de la segunda mitad estuvo la clave del encuentro. Los rayistas, perjudicados por un par de decisiones arbitrales, encajaron el 2-3 a los 40 segundos, aunque los franjirrojos volvieron a sacar pecho con un zapatazo de Embarba, que conectó de primeras tras un gran servicio desde la banda derecha.

Ahí comenzó a morir el Rayo, cuya propuesta valiente no tuvo recompensa en los últimos compases del encuentro. Paco Alcácer, en un nuevo rechace que le cayó a los pies como si tuviese un imán, estableció el 3-4 y Rodrigo --que terminó expulsado-- hizo el definitivo 4-4 que dio el pase al Valencia, que sueña con la competición del 'k.o.' en su temporada sin presencia en Europa.

Por su parte, el Celta de Vigo sufrió de lo lindo para dejar en la cuneta a la Unión Deportiva Las Palmas, que viajó a Galicia con la ventaja cosechada (2-1) en el estadio de Gran Canaria. Los de Paco Herrera, que visitaba a uno de sus ex equipos, no estuvieron finos y encajaron dos tantos antes del minuto 50.

Los goles de Larrivey y Santi Mina, éste último tras una gran asistencia de Nolito, dejaron muy tocado al equipo canario que --sin embargo-- despertó con el gol de Nauzet con un testarazo al segundo palo. El gol igualaba la eliminatoria, pero la expulsión de Aythami dejó a los de casa con el viento a favor que sentenciaron el 3-1 con un gol de Orellana e impidió el tiempo de prórroga.

Golazo de Zongo

Por último, el Almería también certificó su presencia en octavos de final tras ganar 2-1 al Betis en el estreno de Juan Ignacio Martínez en el banquillo de los rojiblancos. El derbi andaluz volvió a ser para los de Primera, que terminaron sufriendo como ya les ocurrió en el Benito Villamarín.

Primero fue Míchel quién inauguró el marcador, a la hora de partido, y después fue Zongo quién marcó uno de los goles de la temporada casi desde el centro del campo. Aún así, Perquis marcó en la recta final y Rubén Castro falló un penalti casi en la prolongación, por lo que puso punto y final a la aventura helipolitana en la Copa del Rey.