Público
Público

El Manchester City ficha a Touré Yayá

El Barcelona oficializa el acuerdo entre clubes, pero lo condiciona a que el centrocampista firme su finiquito

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La nueva directiva del Barcelona ha ratificado el acuerdo por el traspaso de Touré Yaya que alcanzó con el Mancheser City la junta saliente del club catalán. A la espera de que el marfileño solucione su finiquito con la entidad azulgrana, si se cosuma su salida, el Barça cobrará cerca de 32 millones de euros por el centrocampista, que en la página web del City ya aparece fotografiado con una bufanda al cuello del equipo de Manchester.

Hasta la fecha, la cantidad más alta que el Barça había obtenido en una operación de salida habían sido los 60 millones de euros obtenidos por Luis Figo, pero en aquella ocasión no se trató de un traspaso pactado, sino del pago de la cláusula de rescisión por parte del Real Madrid de Florentino Pérez.

Después de que la operación la hubiera iniciado la directiva de Joan Laporta, la ha cerrado hoy mismo Sandro Rosell, quien se ha reunido con el representante del jugador, Dimitri Seluk. El trato económico es el mismo que había caducado el pasado 28 de junio.

El marfileño ha jugado tres temporadas en el Barça (2007-2010). Llegó en el verano de 2007 procedente del Mónaco y desde el inicio demostró su potencial físico y técnico. Frank Rijkaard, su primer entrenador en el equipo, lo alineó en 38 partidos (26 de Liga, 3 de Copa y 9 de Champions) en los que marcó dos goles.

Con la llegada de Pep Guardiola, Touré creció como jugador. En la primera temporada con el nuevo técnico, el africano jugó 43 partidos (25 en la Liga, 6 de Copa y 12 de Champions).

Marcó uno de los goles para ganar la final de la Copa del Rey ante el Athletic y fue determinante en la final de la 'Champions' en Roma, ya que jugó como central ante el Manchester United y rindió a un alto nivel.

En su tercera temporada, el marfileño partió con desventaja después de tener que participar con su selección en la Copa África, lo cual dio más protagonismo a Sergio Busquets en la posición de mediocentro defensivo.

Touré habló con el presidente Laporta y le comunicó que quería fichar por otro equipo en el que tuviera más protagonismo. Su controvertido representante, Dimitri Seluk, se encargó de que el asunto no cayera en el olvido hasta que puso en contacto al Barça con el Manchester City.

En su última temporada con el Barça, Touré ha jugado 37 partidos oficiales y ha ampliado su historial con cuatro copas más: Liga, Mundial de Clubes, Supercopa de Europa y Supercopa de España.