Público
Público

"Me llamo Nkufo, no N'Kufo y se dice Kufo"

La amenaza de España es un goleador rebelde de 34 años

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

'Me llamo Nkufo, no N'Kufo y se pronuncia Kufo'. La amenaza de Puyol y Piqué ante la ausencia de Frei es un rebelde de 34 años con 'una zancada brutal cuando arranca', en palabras de Paco Jiménez, el espía de Del Bosque.

La amenaza de España es un goleador rebelde de 34 años

Blaise Nkufo lo mismo se rebela contra su nombre mal escrito 'fue un error de mi padre en el papeleo cuando emigramos a Suiza' que contra el ex seleccionador suizo Kobi Khun, al que acusó de racista en 2002. Eso le costó cinco años sin vestir la camiseta Suiza y perderse el Mundial de Alemania 2006. 'La gente en Suiza nunca ha apreciado mis cualidades. Por eso me fui a Alemania y luego a Holanda. En Suiza pensaban que era un paso atrás', se queja.

Nkufo es un culo inquieto que entre 1993 y 2004 jugó en diez equipos distintos, incluidos el Al Arabi de Qatar y el Mainz y el Hannover alemanes. Sólo en el Twente holandés ha encontrado la estabilidad. 'En el Twente me ayudaron a salir del mal momento que atravesé cuando fui excluido de la selección', ha confesado Nkufo. Allí ha permanecido cinco temporadas consecutivas. Llegó con fama de rebelde a un club en bancarrota al que abandona como campeón de la Eredivisie por primera vez en su historia. Un récord para un chico que a los 7 años tuvo que abandonar la República Democrática de Congo junto a su familia.

Con todo, cuando acabe el Mundial, aterrizará en el Saunders estadounidense en busca de su último gran contrato. Los aficionados del Twente lo han inmortalizado con un mural pintado sobre una de las paredes exteriores del club. Lo adoran. Igual que Hitzfeld, el seleccionador suizo.

Estuvo cinco años fuera de la selección por discutir con Khun

'Tienen clase y además tácticamente es muy inteligente. Blaise tiene un lema para el fútbol que es muy sensato, dice que es un juego en el que no hay que reaccionar sino actuar', relata Hitzfeld de su delantero, que fue junto a Frei, con cinco goles, el máximo goleador de Suiza en la fase de clasificación. La sentencia corresponde a un futbolista que lee libros de filosofía, está casado con una cirujano y es un brillante jugador de ajedrez.

En los entrenamientos, Hitzfeld habla mucho con él. Lo mima. Parece abducido por su personalidad: 'Decían que era problemático, pero no es así. Es más, intenta enseñar a los jóvenes para que haya competencia sana y esto beneficie el equilibrio del equipo'.

«España tiene un equipo que se da una vez en un siglo», dice Hitzfeld

'España tiene un equipo que se encuentra una vez en un siglo', dijo ayer Hitzfeld, que se deshizo en elogios hacia la selección de Del Bosque: 'España tiene una enorme combinación de individualidades que están al servicio del equipo para formar un bloque. Tiene jugadores con una calidad asombrosa que se concentran en ataque, pero también son casi perfectos en defensa. Esa es su fuerza, no piensan sólo en el ataque, sino también en la defensa'.

Para reemplazar a Frei, Hitzfeld se plantea alinear al joven punta del Bayer Leverkusen Derdiyok: 'No tenemos nada que perder, así que Suiza tiene una oportunidad única de hacer historia. Los jóvenes hay que utilizarlos si están preparados'.