Público
Público

Messi deja KO al Sevilla

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Leo Messi volvió a ser decisivo y llevó en volandas a su equipo a la victoria frente al Sevilla (2-1), después de un buen ejercicio futbolístico del Barça que no contó con Ronaldinho, pero a quien nadie echó en falta anoche en el Camp Nou.

El argentino marcó los dos tantos de su equipo, el segundo de penalti, y en cada uno de ellos tuvo una dedicatoria para el ausente astro brasileño, que en Barcelona ha sido su mentor y a quien ahora ha sustituido en los corazones de los seguidores azulgrana, que tienen en Messi a su nuevo ídolo.

Un Sevilla tocado desde Londres 

No hubo color en el choque entre dos de los candidatos al título, porque el Barça fue superior ante un rival que sólo remató dos veces entre los tres palos, la segunda en el minuto 92 y que supuso el 2-1 obra de Kanouté. Sólo el orden defensivo del equipo hispalense y los palos (dos antes de inaugurar el marcador) impidió al equipo de Frank Rijkaard adelantarse en el marcador.

Andrés Iniesta fue el elegido para sustituir a Ronaldinho, que fue baja de última hora a causa de una contractura con lo que el esperado debate sobre el estado del diez azulgrana no se produjo, y el manchego lideró las operaciones de los azulgrana de salida, los de Rijkaard se sacudieron la presión inicial del Sevilla y tuvieron un par de buenas ocasiones.

 
Henry necesita un 'plus' 

Ante la densidad defensiva de los visitantes, el Barça buscó alternativas y las encontró en los remates lejanos. Como antes Abidal y Touré Yayá, Deco también lo intentó, con un tiro desde la frontal (m.44), pero el balón, con efecto cambiado, no entró y la intensidad azulgrana se quedó sin premio.

Sin el desborde de Messi, que estuvo durante muchos minutos desactivado, los azulgrana se quedaron sin factor sorpresa posible, sin esa punta de imprevisión, que sí fue decisivo en la recta final del partido, por eso buscaron otras opciones, por ejemplo buscar a Thierry Henry.

Messi, decisivo en el tramo final 

Rijkaard puso más madera con la entrada de Giovani dos Santos por Xavi (m.71), con lo que Iniesta abandonó la banda izquierda para jugar de organizador. Cuando las ideas se agotaron, Henry volvió a quedarse a un centímetro del gol. Un pase lejano de Márquez, un gran control y el balón volvió a dar en el palo (m.72).

En pleno dominio, Henry acertó a conectar con Messi y el argentino no falló. 'Titi' sirvió al argentino, quien realizó un control complicado, el balón se le alejó del cuerpo, pero Messi empalmó para batir a Palop de remate acrobático (1-0, m.74). Messi fue también el encargado de transformar el penalti cometido sobre Giovani que supuso el 2-0 en el minuto 80. El argentino fue sustituido por Bojan y aclamado por los espectadores. El Camp Nou ya tiene nuevo héroe.

En el tramo final, al Sevilla le fue anulado un tanto del ruso Kerzhakov, por falta previa de Kanouté, quien en tiempo añadido, aprovechó una indecisión de la defensa azulgrana y batió a Valdés (2-1), en el único remate válido entre los tres palos de los sevillistas en el segundo tiempo.