Público
Público

Mourinho se pone vacilón

El luso ironiza con la prudencia de Guardiola y fija el objetivo del Madrid en la permanencia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Si el viernes Guardiola se mostró desafiante, nervioso y áspero con la prensa, Mourinho se puso ayer muy madrileño cuando le preguntaron por esa frase del entrenador del Barça en la que aseguraba que este año no iban a ganar nada. “Y nosotros vamos a pelear por no jugar la próxima temporada en la Liga Adelante, a ver si hacemos 40 puntos y así la próxima temporada continuamos en Primera”, soltó vacilón Mourinho. El luso insistió en el farol cuando se le preguntó si realmente se creía lo que había dicho o simplemente era una respuesta al mensaje de perfil bajo que lanzó Guardiola: “No respondo a nada de nadie, hasta que no tengamos 42 puntos el objetivo será la permanencia, a ver si lo hacemos lo más rápido posible para poder mirar otros objetivos. Pero de momento tenemos seis puntos, son pocos y tenemos que seguir hasta lograr los puntos que nos den la permanencia”.

No dejó de gastar Mourinho esa socarronería irónica que a veces ocupa el discurso de los madrileños. Surgían las preguntas y emergían sus respuestas vacilonas. ¿Las patadas a Cristiano?: “He hablado ya de ese tema hace mucho tiempo”. Cristiano finalmente entró en la lista para el partido de esta tarde ante el Levante y apunta al once. “Si viaja es que está para jugar”, abundó cortante el técnico portugués, que se negó a valorar lo sucedido con su compatriota en Zagreb: “No hablo de nada que tenga relación con competiciones de la UEFA hasta que no termine mi sanción; si no puedo trabajar, no puedo comentar”.

Con Khedira y Lass ya disponibles para acompañar a Xabi Alonso, hoy se verá de nuevo qué papel le adjudica Mourinho a Coentrao. Si le mueve o le sigue situando como mediocentro, donde se le ve más despliegue que fútbol: “Tenemos 21 jugadores y continúo diciendo que son pocos y que necesitamos de todos. Coentrao no es un jugador del centro del campo, pero puede jugar en todas las posiciones y no teníamos otra opción. A partir de ahora puedo pensar de un modo diferente en el equipo con Coentrao en otras posiciones”.

Mourinho reconoció que ante el Getafe el equipo se partió por falta de concentración, aunque en Zagreb lo vio más sólido: “Mi sensación es que estar Casillas en la portería o yo podía ser lo mismo, Iker sólo hizo una parada. Por eso hablar de defender mal o de tener problemas atrás me parece un poco absurdo. Contra el Getafe tuvimos altos y bajos de concentración que se tradujeron en ser más o menos compactos desde el punto de vista defensivo. Los jugadores más ofensivos, en el momento de perder el balón, no compactaban el equipo, se quedaban demasiado arriba sin juntar las líneas y, al mismo tiempo, cuando el equipo estaba en fase ofensiva, los jugadores de atrás estaban demasiado retrasados”.

Entre esos jugadores de atrás no ha estado Albiol en este inicio de curso y para el central valenciano también tuvo unas palabras con cierto deje altanero hacia la prensa: “Continúo diciendo que 21 jugadores son pocos y todos van a ser importantes, si queréis hacer una historia porque no juega tres o cuatro partidos no me preocupa”.

Tampoco abandonó Mourinho su propensión a lanzar pullitas. Esta vez le tocó al Levante: “Defienden mucho y bien y dentro del reglamento, tienen el derecho de tener el campo sin agua o de tener la hierba más alta de lo normal. Es equipo competitivo y agresivo. Tenemos que jugar muy, muy bien”.