Público
Público

Pablo Martín gana a sus fantasmas

Vence el Alfred Dunhill Cup

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

En el último año, su juego se había convertido en una suma de malos ratos. Sin resultados, ni sensaciones, Pablo Martín no se atrevía a tomar la decisión que acabase con su carrera. Los fantasmas aparecieron en el pasado Open de Andalucía, hace siete meses, cuando sus putts le condenaron a quedarse en el corte. Desde entonces, el golf era una especie de guiño a la supervivencia.

Salvada su tarjeta en el Circuito Europeo, hace pocas semanas, en Castellón, Pablo Martín decidió llegar a los campos sin agobios. De hecho, aterrizó en Suráfrica, donde ayer se impuso en el Alfred Dunhill Cup, el primer torneo del curso de 2010, con el único objetivo de acompañar a su hermana en sus vacaciones por este país.

Sin embargo, cuatro días por debajo del par, y una última jornada en la que explotó todo el golf que lleva dentro, le llevaron hasta su segundo título en el Circuito Europeo. El primero, en 2007, en Portugal, todavía como amateur, su hermana también le acompañaba.