Público
Público

La pesadilla rumana de López Caro

El entrenador español sufre una campaña de acoso ante la mala racha de resultados del Vaslui rumano

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La aventura rumana de Juan Ramón Lopez Caro en Rumanía se asemeja más a una pesadilla que a la enriquecedora experiencia de un nuevo país y un fútbol desconocido. Al frente del Vaslui, el entrenador español sufre una campaña de acoso ante la mala racha de resultados del equipo que ha culminado en el presunto boicot de la mayoría de su plantilla. Sólo David Rivas y Alejandro Campaña se presentaron a la sesión matutina de ayer. 'Los vestuarios y las oficinas estaban cerradas, todos saben el motivo, ya que no han venido al entrenamiento; todo esto va contra el derecho al trabajo', reconoció ayer el ex entrenador del Real Madrid.

De las seis jornadas ya disputadas en la Liga rumana, el Vaslui sólo ha ganado un partido. Además, ha sido eliminado de la Liga Europa por el Lille. A pesar de que en un primer momento se especuló con que el técnico había presentado su dimisión, ayer mismo lo negó. La estrategia del dueño del club, Adrian Porumboiu, estaría encaminada a forzar la dimisión para evitar el pago de una indemnización que podría rondar el millón de euros.

La web del club publicó ayer unas declaraciones de Porumboiu en las que ratificaba en el cargo al sevillano y le señalaba como pilar de su proyecto. Sin embargo, parece que los hechos distan de confirmar sus declaraciones. Sin ir más lejos, varios jugadores fichados con el visto bueno del español han sido despedidos sin motivo aparente.

López Caro llegó al Vaslui acompañado de su equipo técnico: Juanjo Maqueda, López Calderón y el rumano Rosu, ex jugador del Numancia, Recreativo y Cádiz.