Público
Público

La Pulga de los balones de oro

Con 24 años, Messi se convierte en el jugador más joven en sumar los tres premios, que también poseen Platini, Cruyff y Van Basten. El delantero del Barcelona recibe su tercer trofeo consecutivo y lo comparte con Xavi, tercero tras

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Por muy joven que se sea el que más de la historia con 24 años, recibir el tercer Balón de Oro consecutivo permite pergeñar el discurso con el que la posteridad recordará el día que te sentaste al lado de Michel Platini, Johan Cruyff y Marco van Basten, en el panteón de los futbolistas ilustres con el triplete dorado. Lo demostró Leo Messi, cuando Ronaldo, otro grande ya retirado, le entregó su tercera pelota áurea, cantada desde hace meses. Como sólo había podido hacer Platini, en su tercera subida consecutiva al escenario del Kongresshaus de Zúrich, con dos títulos y 53 goles marcados el pasado curso, el delantero del Barcelona ya no se relamió nerviosamente los labios. Ni puso cara de tamaña sorpresa. Tampoco se recostó sobre el atril, como el año anterior. Messi cambió la tela negra y la pajarita por el tercipelo morado, el chaleco y la corbata. Repartió sonrisas, un poco nerviosas, eso sí, y un abrazo a Xavi, con quien disputó y compartió el premio. Recto ante el micrófono, fue conciso y claro.

'Es la cuarta vez que estamos juntos en esta gala y vos también te lo mereces', dijo Messi, dirigiéndose a su amigo Xavi. 'Es un placer estar a tu lado en la cancha y lo quiero compartir con vos. Ojála podamos conseguir muchas más cosas con el Barça y la selección', prosiguió la Pulga, tras recoger el dorado trofeo de manos de o Fenómeno, ganador del Balón en 1997 y 2002, y agradecer los votos y la colaboración de compañeros y técnicos. 'Ha sido un grandioso detalle y se lo agradezco; no me lo esperaba, aunque tenemos mucha amistad. Esto es mejor que ganar cualquier otro premio. Me siento el hombre más feliz del mundo', confesó Xavi, conmovido.

'Es la cuarta vez que estamos juntos en esta gala y vos también te lo mereces'

En esta edición, apenas existían dudas sobre quién sería el destinatario del Balón de Oro, por más que sentimentalmente el de Terrassa fuese el preferido de muchos. El centrocampista del Barça, con el 9% de los votos, vio cómo su compañero le superaba, con el 47%. Cristiano Ronaldo, ausente en la gala, fue segundo con el 21%. 'La cosa está difícil', había avanzado entre risas Xavi, antes de la ceremonia. 'Tengo delante a un futbolista que será el mejor de la historia. Es muy joven y superará todos los récords. Pero yo me nutro de Messi, el mejor del mundo ahora, de su juego y del de mis otros compañeros. Por ellos estoy aquí y se lo agradezco añadió el cerebro azulgrana, feliz por su cuarta presencia en la gala. Estoy disfrutando como un niño'.

En otra tarde triunfal para el Barcelona, convertido ya, con nueve, en el club que más Balones de Oro atesora uno más que el Juventus y el Milan, Messi felicitó a Pep Guardiola por su galardón como mejor entrenador de 2011 y devolvió a Xavi los elogios. 'Tanto Xavi como todos los compañeros son fundamentales para que yo pueda lucirme', aseveró la Pulga. 'Nos ayudamos entre todos, nos hacemos mejores los unos a los otros y sabemos que, si lo hacemos así, recogeremos los premios entre todos', añadió Messi.

Rodeado de sus familiares, el argentino se mostró orgulloso de la repercusión que este premio ha tenido en su país. 'No me paro a pensar lo que conseguí, disfruto del momento y de que mi país se sienta orgulloso de mí; nunca antes me lo habían demostrado así y eso es algo muy grande para mí. Lo agradezco', confesó Messi, cuya colección de trofeos individuales se eleva ya a 55, según su web. Incluido también en el mejor once de 2011, 20 acumula la Pulga con el Barça y la selección. Con Argentina, aspira a ser campeón del mundo, su asignatura pendiente 'En Brasil o donde sea, sería increíble', para redondear el palmarés del que casi todos proclaman ya mejor futbolista de la historia.