Público
Público

Raúl desangra al Bayern

El Schalke vence con un gol de Jurado y un gran Raúl

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Una gran jugada de Raúl propició el primer gol del Schalke a la hora de juego, obra de Jurado. Neuer sacó largo, casi hasta el pico izquierdo del área de Butt. Raúl bajó el balón, se zafó de un defensa, se cambió el balón de pie, pero se le fue largo y el despeje forzado de un defensa del Bayern lo cazó Jurado para empujarlo a la red. El estadio entero del Schalke se entregó a Raúl, al que le partieron el labio precisamente durante la jugada del primer gol.

Por su parte, el Bayern aparece hundido como nunca en la Bundesliga. No se recuerda en los últimos años un arranque tan flojo como el de esta campaña: los de Múnich están a 14 puntos del líder con un partido más.

Desde que llegó a Alemania, el ex capitán del Madrid no parece haber olvidado las suertes que mejor domina. La victoria supone un alivio para Magath, muy cuestionado tras el 5-0 en contra cosechado la pasada jornada ante el Kaiserslautern.

El ex madridista no ha olvidado las suertes que mejor domina 

Con la victoria de ayer, el Schalke sigue en su intento de alejarse rápidamente de los puestos de descenso. El Mainz, perseguidor del líder Borussia Dortmund, que juega hoy ante el Nurenberg, cayó en su visita al Eintracht (2-1) y puede alejarse a diez puntos de la cabeza.

En Inglaterra, el Chelsea tropezó en su casa ante el Everton (1-1), lo que acentúa su crisis de resultados. Ancelotti no acaba de dar con la tecla en este inicio de temporada y su futuro en Stamford Bridge cada vez está más en el aire. El Arsenal se instaló como líder provisional tras su victoria ante el Fulham en uno de los derbis de Londres. En el Emirates, Nasri se inspiró para dar la victoria a los gunners. El mediapunta francés hizo los dos goles, el primero tras sentar a dos defensas en el área cambiándose el balón de pierna y finalizando con un zurdazo a la escuadra. El segundo tanto de Nasri también fue de bella factura. Tras driblar al portero, cayéndose, acertó a marcar.

El Manchester United no pudo defender su liderato tras suspenderse su partido por la ola de frío. Los de Ferguson debían jugar en Blackpool.