Público
Público

El Real Madrid, a pasar el trámite de Estambul

Los blancos no buscan complicaciones en su visita al Galatasaray tras el 3-0 de la ida. Preocupa el césped del Ali Sami Yen. Pepe, duda hasta última hora.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Un partido de Champions siempre requiere prestigio. No hay partido menor y menos una vuelta de cuartos de final. El 3-0 de la ida en el Santiago Bernabéu pone franco el camino hacia las terceras semifinales seguidas del Real Madrid pero Mourinho no quiere el más mínimo sobresalto. Ha aleccionado a los suyos para mantener la tensión necesaria pese a la renta. El Galatasaray se crecerá con el ambiente infernal que preparan los turcos. Lo que más preocupa en el entorno blanco es que el penoso estado del césped del Ali Sami Yen por las posibles lesiones en el tramo decisivo de la temporada.

Solo la obligación ha impuesto a Mourinho los cambios en el once inicial. El portugués espera lo mejor de los mejores, entre los que se sigue encontrando el portero Diego López. En la previa, dio el técnico una de cal y otra de arena a Casillas, que volverá a ver un partido desde el banquillo.

El Galatasaray necesita una debacle madridista para obrar el milagro y ese también pasa por la presión que impongan los acérrimos hinchas turcos. El Ali Sami Yen se convertirá en un auténtico 'infierno' para los jugadores blancos, que no pueden despistarse y, sobre todo, evitar cualquier gol tempranero que dé alas a los locales. El feudo otomano es de los campos en los que el equipo local salta al inicio con un gol en el marcador y a ello tendrá que hacer frente el conjunto blanco. Y no podrá hacerlo como la última vez, y única, que ha visitado al conjunto turco, en el partido de ida de cuartos de la Champions de 2000-01, cuando acabó cayendo por 3-2, después de que el Galatasaray le hiciese tres goles en menos de media hora de la segunda parte para remontar un 0-2.

Esta vez es diferente. El 3-0 con el que el Real Madrid viaja a Estambul es un resultado que nunca ha desperdiciado el equipo de Concha Espina en la máxima competición continental. Además, el equipo madridista sabe jugar este tipo de partidos y desde su peligroso contragolpe y la voracidad de Cristiano Ronaldo puede apagar el ímpetu local.

Respecto al once, Mourinho ya dejó claro cuales son sus pretensiones y sólo rotará por obligación. Así, Diego López volverá a ocupar la portería mientras que Pepe, que dio el susto en el entrenamiento previo, podría dejar paso a Albiol junto a Varane como pareja de centrales debido a la sanción de Sergio Ramos. Essien, que tan buen papel hizo en la ida, podría repetir en el lateral derecho en detrimento de Arbeloa, nuevamente titular en la goleada ante el Levante.

La otra baja 'obligada' es la de Xabi Alonso. Su sustituto natural debería ser el croata Luka Modric, pero el entrenador luso también podría optar por la mayor contención y poderío de Essien junto a Khedira. Ozil y Di María, con descanso en la Liga, recuperarán su sitio el once igualmente. La gran duda vuelve a surgir en la delantera y el compañero de un Cristiano Ronaldo, la gran amenaza para el Galatasaray y que está atravesando un gran estado de forma. La escasez de goles tanto de Benzema como de Higuaín se ha atenuado en los últimos encuentros pero parece que esta vez será el argentino el que se lleve el gato al agua.

Sin embargo, salvo sorpresa, 'CR7' no podrá volver a dirimir el duelo de goleadores del torneo con Burak Yilmaz, que se perderá la vuelta después de que viera la tercera amarilla de forma injusta en el partido de ida, por lo que el Galatasaray ha presentado recurso y está a la espera de que la UEFA le dé la razón. En caso de no poder contar con su goleador, Terim pondrá en su lugar a Bulut, mientras que para sustituir al otro sancionado, el central Dany Nounkeu, apostará por Zan. El entrenador turco, motivador nato, podría modificar el esquema del equipo para hacerlo áun más ofensivo, con una defensa de tres.

El Galatasaray tratará de firmar una buena salida y que Didier Drogba pueda ser un quebradero de cabeza para la defensa madridista y sacar todo el 'petróleo' posible en forma de ocasiones o jugadas a balón parado para Wesley Sneijder.

Galatasaray:  Muslera, Eboué, Kaya, Zan, Riera; Altintop, Melo, Inan, Sneijder; Bulut y Drogba.

Real Madrid: Diego López; Coentrao, Pepe, Varane, Coentrao; Essien, Khedira, Özil; Di María, Cristiano Ronaldo e Higuaín.

Árbitro: Stéphane Lannoy (FRA).

Estadio: Ali Sami Yen.

Hora: 20.45/La1.