Publicado: 16.04.2014 18:00 |Actualizado: 16.04.2014 18:00

La Real renueva a Arrasate en busca de "estabilidad"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La Real Sociedad ha decidido seguir confiando en su entrenador, Jagoba Arrasate, durante dos temporadas más en busca de "estabilidad deportiva" y con el convencimiento de que la mejor versión del debutante técnico vizcaíno "va a llegar en el futuro", aunque está "encantada" con su rendimiento de este año.

El presidente de la Real, Jokin Aperribay, el director deportivo, Lorenzo Juarros "Loren", y el propio entrenador realista han comentado hoy en una rueda de prensa los detalles de un acuerdo alcanzado tras una negociación que, según ambas partes, ha resultado sencilla por la "sintonía" existente entre ellos.

El presidente ha sostenido que la última mala racha de resultados no ha hecho dudar al Consejo de Administración sobre la continuidad de Arrasate, porque está conforme con un trabajo al que se pretende dar "continuidad" y tiene una "confianza total" en el preparador vizcaíno. "Buscamos la estabilidad y la tranquilidad para él, para seguir por el camino que ha empezado y planificar el equipo a medio plazo", sin renunciar a "la ambición y la exigencia de resultados", ha añadido el presidente txuriurdin.

Tanto Aperribay como Loren han destacado la juventud de Jagoba Arrasate -tiene 35 años- y su desempeño en su primera temporada en la elite, convencidos de que la experiencia de este año hará de él un mejor entrenador en las próximas temporadas. "El mejor Jagoba como entrenador va a llegar en el futuro", ha expresado Loren, quien ha matizado que esta afirmación no implica que el club no esté del todo conforme con el trabajo de esta temporada, sino todo lo contrario. "Estamos muy contentos" con Arrasate, ha zanjado.

Por su parte, el entrenador ha agradecido la confianza depositada en él por el club tras una temporada "muy exigente" a la que le quedan cinco partidos para "redondear" y en la que el técnico de Berriatua considera que se están cumpliendo los objetivos marcados. "Es verdad que la última dinámica no es positiva", ha admitido el entrenador, que ha asegurado estar "ocupado" en cortar esa racha negativa de resultados que está complicando la clasificación europea de la Real.

Al mimo tiempo ha recordado que se cumplieron los objetivos de pasar la previa de Champions y disputar la fase de grupos, "ilusionar" con la Copa -en la que el equipo llegó a semifinales- y queda por rematar el de clasificarse de nuevo para jugar competición europea, aunque ha sostenido que la Real "no se tiene que conformar con eso y debe ser más ambiciosa".

Ha asegurado no haber palpado en la calle una sensación de "depresión" por los últimos resultados y ha dicho que no lee la prensa, pero ha admitido que el vestuario sabe que tiene que "mejorar" para no dejar escapar puntos tras ponerse por delante, como ocurrió el pasado sábado en Vigo.

Respecto a la próxima visita del Espanyol, este sábado en Anoeta, Arrasate ha dicho que el equipo barcelonés será un rival "incómodo" que tratará de esperar a la Real para sorprenderla al contragolpe, por lo que su equipo deberá mostrar "fluidez" en el juego pero no "exponerse mucho" porque "puede sufrir".