Público
Público

El regreso de las bandas

Del Bosque apuesta por la continuidad, pero sí ha cambiado pequeños detalles respecto a la época de Luis

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:


La etapa de Del Bosque apuesta por la continuidad del dibujo táctico aunque con pequeños matices que descubren que el nuevo seleccionador irá sin prisa pero sin pausa. En el estreno del nuevo seleccionador, España goleó el miércoles a Dinamarca (0-3) en un amistoso.

Fuimos los más grandes en la Eurocopa dejando la iniciativa al rival hasta que se rompía el marcador. Entonces llegaba el rondo y la posesión con el rival corriendo detrás nuestro. Ante Dinamarca sucedió desde el inicio, porque ellos no salieron a imponer su fútbol sino a contrarrestar el nuestro.

Luis Aragonés manejaba el 1-4-4-1-1. Con Del Bosque, el sistema define la posición de mediapunta. Será un 1-4-2-3-1, con un jugador por detrás del punta y en la misma línea que los jugadores de banda. La distancia entre Villa y Torres aumenta, las posibilidades de Silva e Iniesta de irse hacia dentro disminuyen.

Aragonés llegó a la conclusión de que los jugadores de banda hacían vulnerable a la selección por dentro. Y eso, unido al mal momento de los Joaquín, Reyes, Luque o Vicente hizo que no emplease este tipo de jugador. Del Bosque sí apostará por las bandas. Desde ahí parece que buscará una receta mágica que integra a killers+jugones+jugadores de banda. Capel es un ejemplo. En el segundo tiempo le vimos pegado a la cal, posición que no se vio en la Eurocopa, ya que la responsabilidad de amplitud recaía en los laterales.

Somos pequeños en la estrategia. Ahí siempre sufrimos, es una constante. En la Eurocopa, Aragonés empezó con marcaje al hombre con un par de jugadores en zona. Tuvimos problemas en la primera fase. Llegó la eliminatoria directa y Luis apostó por lo inverso como solución. Marcaje zonal con marcas al hombre a los jugadores referencia del rival. Del Bosque apuesta por cinco en zona más el portero. La línea del área pequeña es la referencia, con dos jugadores a los palos. El resto marca al hombre.

El delantero, única referencia, actuó demasiado alejado del área, fue previsible. España triunfó con fútbol directo, y separar a Torres y Villa hace que perdamos gol sin ganar en creación. En la segunda parte, Xavi hizo de Villa y se perdió la entrada al espacio libre de Torres, ya que Xavi no busca eso de primeras. Con Xabi Alon-so en la salida de balón, Xavi se situó entre líneas y dio mayor fluidez en la distribución con llegada desde la segunda línea. El 1-4-2-3-1 obligará a Del Bosque a tirar de variantes para que el rendimiento de la Eurocopa no derive en dudas. Porque las dudas te matan.

El partido contra Italia fue un punto de inflexión. Hasta esa fecha, España mejoraba día a día partiendo de la más absoluta desilusión futbolística. Ese día se ganó desde el punto de penalti pero no fue un partido más. Esa era un choque para un campeonato y lo que nos ha dejado es una selección con jerarquía y determinación. Con poco hacemos mucho: partido a medio gas, victoria contundente. Siempre hay que ir al máximo, pero cuando ganas así significa que eres grande.