Público
Público

Suárez, último descarte de Scariolo

"Lamentamos que nos tenga que dejar, pero creemos que la decisión tomada es la más adecuada", asegura el técnico

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El alero madrileño Carlos Suárez ha sido el último descarte del seleccinador Sergio Scariolo, que ya ha dado a conocer la lista definitiva de doce jugadores convocados para el Eurobasket de Lituania 2011, donde finalmente se quedará Víctor Sada (Opina: ¿A quién hubieras descartado?).

Carlos Suárez, que afrontaba su tercera preselección con la selección española, se queda por tercera vez fuera de la competición oficial y no ve premiada así su buena temporada con el Real Madrid y se convierte en el tercer descarte de Scariolo, que finalmente apuesta por contar con tres bases para el Europeo, tras las salidas de Rafa Martínez y Xavi Rey.

El seleccionador nacional destacó que el alero de Aranjuez 'ha trabajado muy bien' durante esta concentración. 'Carlos es y será parte de este equipo. Todos lamentamos que, de momento, nos tenga que dejar, pero creemos que la decisión tomada es la más adecuada a las necesidades del equipo', explicó el preparador italiano.

Y es que Sergio Scariolo considera que el descarte del madridista se debe 'al cambio de jugadores seleccionables' de 14 a 12. 'Nos obligó a variar el planteamiento inicial', recordó.

'Hemos considerado el rendimiento de la pasada temporada, de este mes de trabajo y también la previsión de posibles lesiones durante el campeonato para apostar por una estructura de equipo que nos permita afrontar las situaciones que pueden llegar a producirse con las máximas garantías posibles', afirmó Scariolo tras el entrenamiento de la selección en Murcia.

Por su parte, el presidente de la FEB, José Luis Sáez, reconoció que esta decisión es 'muy dolorosa'. 'Este grupo es tan extraordinario que nos gustaría que hubieran podido participar en el campeonato los 15 convocdos, pero el deporte es así', aseguró.

'Sólo nos resta agradecer a Carlos su enorme compromiso con el grupo igual que el que demostraron Rafa Martínez y Xavi Rey. Es una decisión dificilísima de tomar y cada verano uno de los momentos más ingratos para el seleccionador', comentó el directivo.