Público
Público

Suspendido el Depor-Betis por el temporal

El temporal ha dañado las gradas de ambos fondos del estadio coruñés. Esta suspensión afectará a los encuentros que se disputarán tanto en el estadio como en el Palacio de los Deportes de Riazor

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Parte de la cubierta del estadio de Riazor dañada a consecuencia del temporal. | CABALAR (EFE)

El encuentro de esta noche entre el Deportivo y el Betis, correspondiente a la vigésimo primera jornada de LaLiga Santander, se ha suspendido por los destrozos que ha sufrido la cubierta de Riazor como consecuencia del temporal con fuertes rachas de viento que azota A Coruña, ha confirmado el Ayuntamiento de A Coruña.

"A causa del temporal y para garantizar la seguridad de la ciudadanía se suspende toda la actividad deportiva en las inmediaciones de Riazor. Esta suspensión afectará a los encuentros que se disputarán tanto en el estadio como en el Palacio de los Deportes de Riazor", ha anunciado el Ayuntamiento en las redes sociales.

Además del partido entre el Deportivo y el Betis se ha cancelado el que iba a enfrentar el partido de LEB Oro entre el Leyma Coruña y el FC Barcelona Lassa.

Desde primera hora de la mañana, técnicos municipales evaluaron la situación en la que se encontraba la cubierta de Riazor, explicó a Efe Carlos García Touriñán, responsable de seguridad ciudadana del Ayuntamiento de A Coruña.

El temporal ha dañado las gradas de ambos fondos del estadio de Riazor y en un primer momento se barajaron "todas las posibilidades", que irían desde el cierre parcial de las gradas, en el mejor de los casos, a la suspensión del partido, medida que finalmente se ha adoptado.

Los técnicos valoraron la situación de las cubiertas afectadas y además se tuvo en cuenta la "probabilidad" de que se registrara un nuevo temporal por la tarde.

El presidente del Deportivo, Tino Fernández, estuvo presente en las inspecciones que se realizaron en el estadio de Riazor para analizar también la situación.

Las cubiertas del campo coruñés esperan desde hace años que se ejecute una actuación para mejorar el estado en que se encuentran.