Publicado: 09.10.2014 13:32 |Actualizado: 09.10.2014 13:32

El temor eslovaco

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Eslovaquia y España se juegan el liderato del Grupo C, tras ganar en la primera jornada camino de la Eurocopa 2016, con máximo respeto de la Roja a una selección que sorprendió a Ucrania y con la sospecha de encerrona en la pequeña localidad de Zilina en un estadio para tan solo 11.000 espectadores. Llega la vigente campeona de Europa a uno de los partidos marcados en rojo por el seleccionador Vicente del Bosque. El salmantino advierte a sus jugadores de la importancia de un encuentro con todos los condicionantes para ser trampa.

"Tenemos un rival difícil, seguramente el más complicado en la fase de grupos. Ganó a Ucrania y es un equipo organizado, que tiene jugadores que le marcan su juego como Hamsik, con un delantero y extremos peligrosos. Hay que tomar precauciones necesarias. Es el partido más importante, porque si lo salvamos tendremos una posición muy clara de cara al futuro", aseguró ayer en rueda de prensa.

Ante una selección en auge, en una pequeña localidad que es la quinta en habitantes de toda Eslovaquia, mandando un gran partido para los locales a un estadio de poca capacidad pudiendo acogerlo en una ciudad mayor, con dudas por despejar en el estado del césped. Nada de servir de excusa para la nueva selección española que va tomando forma tras el fin de un ciclo en el Mundial 2016.

Del Bosque: "Se ha pasado página, no podemos vivir del recuerdo negativo"La otra lección del encuentro es que los jugadores logren pasar página y olvidar de una vez por todas el desastre de Brasil. En eso está incidiendo Del Bosque en los últimos tiempos: "Se ha pasado página, no podemos vivir del recuerdo negativo, hay que mirar para adelante. Es deporte, unas veces se gana, otras pierdes y no debes parar. La sensación que tengo es que tengo un grupo de gente maja, predispuesta para el trabajo. Es una etapa nueva y el fútbol renueva ilusiones cada día. Es fundamental".

Para ello, ayuda la renovación de jugadores que está llevando a cabo en las últimas convocatorias y también los retoque en el estilo. Por ejemplo, esta noche combinará a dos jugadores en ataque distintos al perfil habitual. Son Raúl García y Diego Costa, futbolistas con un gen distinto al fútbol de toque. Mientras que la responsabilidad de mantener la identidad recaerá en Andrés Iniesta, Koke Resurrección y Cesc Fábregas.

Regresa Gerard Piqué directo al equipo titular. Con Del Bosque dando prioridad a temas deportivos y silenciando asuntos políticos. Olvidando el pésimo Mundial que hizo el central catalán y acudiendo a él ante el "déficit de centrales" que asegura sufrir. Se agrava con la ausencia de Sergio Ramos, con una lesión en el sóleo. La pareja de Piqué será Raúl Albiol.

Bajo palos volverá a estar Iker Casillas, que sigue contando con la confianza absoluta de Del Bosque y que en las últimas semanas ha recuperado también la sonrisa y la continuidad en el Real Madrid. El españolista Kiko Casillas seguirá esperando poder debutar desde el banquillo.

Arriba, tendrá una nueva oportunidad Diego Costa. Obsesionado por triunfar en España como lo hizo en el Atlético y como lo está haciendo en el Chelsea. Las lesiones y su falta de adaptación al juego español han hecho de Costa todavía una pieza sin encajar en una España que necesita el gol como el comer. Si no, aparecerá la variante 'ché'. Paco Alcácer ya marcó en su debut contra Macedonia y Rodrigo espera su oportunidad, matador' en las categorías inferiores de la Roja. También puede debutar Juan Bernat disputando algunos minutos en el costado izquierdo.

Mientras, un mes después de lograr la primera victoria sorprendiendo a domicilio a Ucrania, Eslovaquia quiere seguir soñando, ahora a costa de la actual campeona de Europa. El combinado centroeuropeo está pendiente de una de sus estrellas. Está por ver si el centrocampista del Nápoles Marek Hamsik se recupera totalmente de su afección viral. En todo caso, su objetivo será salir a 'morder' e impedir la construcción del juego que caracteriza a España y tener de referencia a Mak, autor del bonito gol que dio el triunfo en Ucrania.

Eslovaquia: Kozácik; Pekarík, Skrtel, Durica, Hubocan; Pecovský, Kucka; Weiss, Hamsík, Mak; y Nemec.

España: Casillas; Juanfran, Raúl Albiol, Piqué, Jordi Alba; Busquets, Koke, Iniesta; Raúl García, Cesc y Diego Costa.

Árbitro: Björn Kuipers (NED)

Estadio: MSK Zilina.

Hora: 20.45.