Público
Público

El Villarreal no permite sorpresas y el Atlético vuelve a sufrir en Pamplona

Los castellonenses ganan por la vía rápida al Almería mientras los rojiblancos empatan sin goles ante Osasuna. El Sevilla se reencuentra con la victoria, el Deportivo gana al Espanyol, Racing y Betis respiran con sus triunfos y el

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Villarreal se mantiene invicto y sigue la estela de la cabeza de la tabla tras ganar por 2-1 al Almería, en un partido en el que el equipo andaluz sólo entró en juego tras haber recibido dos goles en un cuarto de hora.

Cuando se llevaban quince minutos de partido, el Villarreal ya ganaba por 2-0, gracias un gol de Rossi a los 30 segundo del encuentro, y a otro de Llorente, a los quince minutos. Cuando se había disputado un cuarto de hora del segundo tiempo, una penetración por la banda izquierda propició el 2-1, obra de Piatti. Al final, el Villarreal supo conservar el resultado para mantenerse en la parte alta de la clasificación.

 

 

El que pierde comba es el Atlético, que firmó un empate sin goles ante Osasuna en el Reyno de Navarra, en un partido de dominio local en la primera parte, en la que Javier Portillo falló un penalti para Osasuna, y de cara o cruz en la segunda, en la que cualquier equipo pudo ganar, aunque el Atlético llevó más peligro con la entrada al campo del uruguayo Diego Forlán.

 

De esta forma, José Antonio Camacho, técnico osasunista, consigue su primer punto al frente del equipo navarro después de tres derrotas en el banquillo 'rojillo', mientras que el Atlético de Madrid enlaza su sexto partido sin perder, aunque a este ritmo no engancha con la parte alta de la tabla.

 

 

El Sevilla se reencontró con la victoria después de una racha de cuatro derrotas seguidas, entre la Liga, Copa del Rey y Copa de la UEFA, aunque no con el juego, pues el equipo de Manolo Jiménez parece perdido y sólo se llevó los tres puntos porque el Recreativo no apretó hasta que llegó el 1-0.

El conjunto onubense, que ganó en la primera jornada en el campo del Betis y desde entonces no conoce la victoria, se complica su situación en la zona de descenso al salir de vacío en un partido en el que optó a un empate que en los últimos minutos se le resistió frente a un rival que plantea mucha dudas.

 

El Racing de Santander se impuso al Sporting de Gijón por la mínima en el mini-derbi del Cantábrico, con un gol solitario y afortunado de Mohammed Tchité, que bastó para cortar la racha de cuatro victorias del equipo asturiano.

El buen momento que atraviesan Sporting y Racing, los primeros con cuatro victorias consecutivas y los cántabros por su triunfo en Valencia y el empate del jueves ante el Schalke 04 en la UEFA, se dejó sentir por partida doble, ya que además de registrarse el lleno en el Sardinero, los dos técnicos se reafirmaron en sus respectivas propuestas. Sin embargo, el tanto del enrachado Tchité dio la victoria a los de Muñíz y cortó la racha victoria de los pupilos de Manolo Preciado.

El mexicano Andrés Guardado dio al Deportivo de La Coruña el salto que pretendía su técnico, Miguel Ángel Lotina, en la clasificación, en la que los gallegos asoman la cabeza a Europa y se alejan de los puestos de descenso, con los tres puntos sumados hoy ante el Espanyol (1-0).

 

Guardado desequilibró la igualdad entre ambos conjuntos que anunciaba la clasificación y que fue más que un pronóstico desde que el balón echó a rodar en el césped del estadio coruñés, donde ni el profesor, Lotina, ni el alumno, Bartolomé 'Tintín' Márquez, al que tuvo de segundo técnico en el Espanyol, se alejaron del manual.

El Real Betis ganó en Soria con tres goles en el último cuarto de hora de la primera parte y otro en el epílogo del encuentro, después de que el Numancia se adelantara en el marcador con un tanto de Javier Del Pino y recortara distancias con un disparo cruzado de Barkero.

El equipo verdiblanco logró su segunda victoria consecutiva y se distancia de la zona 'caliente' de la tabla, mientras que el Numancia vuelve a caer a puestos de descenso y complica su situación y la de su entrenador, Sergio Kresic.

En el último encuentro de los disputados a las cinco de la tarde, Fernando Llorente evitó la derrota del Athletic de Bilbao en Mallorca en el último minuto, al marcar el gol del empate (3-3), el segundo de su cuenta particular, tras una salida en falso del meta Germán Lux.

El Mallorca se había adelantado en el marcador con dos goles del venezolano Juan Arango, que no anotaba desde el pasado mes de abril, y otro del brasileño Cléber Santana. El partido parecía sentenciado con el 3-1 a falta de quince minutos para el final. Pero el único que creyó siempre en la remontada fue Llorente, una auténtica pesadilla para la defensa local y héroe de su equipo, que ha roto en la isla la racha de cinco derrotas al sumar su segundo empate de la temporada.