Publicado: 07.11.2016 19:24 |Actualizado: 07.11.2016 19:24

El Banco de España designa como entidad sistémica mundial al Santander en 2017, pero no al BBVA

La entidad de Ana P. Botín tendrá que asumir un colchón adicional de capital respecto a sus competidores españoles

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Los logos de los bancos Santander y BBVA, en sus oficinas en Madrid. REUTERS

Los logos de los bancos Santander y BBVA, en sus oficinas en Madrid. REUTERS

MADRID.- El Banco de España dejará de designar a BBVA como entidad de importancia sistémica mundial (EISM) a partir del próximo 1 de enero de 2017, una consideración que sólo Banco Santander mantendrá y que implicará un requerimiento adicional de capital respecto a sus competidores españoles.

La entidad presidida por Francisco González ha obtenido una puntuación inferior al umbral de 130 puntos fijados para la identificación como EISM, mientras que el Santander ha obtenido 208 puntos en dicho indicador, según ha informado el supervisor.

En aplicación del acuerdo del Consejo de Estabilidad Financiera (Financial Stability Board, en inglés) de noviembre de 2015, y siguiendo la metodología establecida en la Norma 13 de su Circular 2/2016, el Banco de España ha designado a Banco Santander como EISM en 2017 dentro de la primera subcategoría. Por ello, la entidad presidida por Ana Botín estará sujeta a un requerimiento adicional de capital de nivel 1 ordinario, el denominado colchón de capital de EISM y que equivale al 1% de su exposición total al riesgo en base consolidada.



Ahora bien, el colchón aplicable al Santander será del 0,5% el próximo ejercicio, según la Disposición Transitoria Décima de la Ley 10/2014, que establece un periodo de implantación gradual, por el que únicamente será exigible en ese año el 50% del total cuyo requerimiento completo será efectivo en 2019.

El Banco de España ha recordado que la designación como entidades de importancia sistémica mundial se revisa cada año. De mantener su condición en 2018 y su clasificación en la primera subcategoría, el Santander estaría sujeto al cumplimiento de un colchón de 0,75% en dicho año.

El supervisor también ha designado al Santander como entidad de importancia sistémica (OEIS), al igual que BBVA, Caixabank, Bankia, Sabadell y Popular. En el caso del banco presidido por Botín, le será exigible sólo el mayor colchón, aunque ambos coinciden en el 0,5% en 2017.

El colchón de capital para BBVA para el próximo año será del 0,375%, que alcanzará el 0,75% en 2019. Para el resto de entidades designadas como OEIS (Caixabank, Bankia, Sabadell y Popular), el colchón queda fijado en el 0,125% para el próximo ejercicio y alcanzará el 0,25% en tres años.

Implantación gradual hasta 2019

Los colchones a aplicar en 2017 serán el 50% de los totales exigibles solamente a partir del 1 de enero de 2019, dado que la disposición transitoria primera de la Circular 2/2016 del Banco de España contempla un período de implantación gradual.

El Banco de España ha indicado que la cuantificación de los colchones está basada en una metodología distinta a la utilizada el año pasado, en línea con los nuevos criterios establecidos por el Banco Central Europeo a fin de reducir la heterogeneidad de los colchones de capital para OEIS que fijan los distintos países del Mecanismo Único de Supervisión.

Esta nueva metodología ha provocado un aumento de 0,25% de los colchones finales exigibles a partir del 1 de enero de 2019 a BBVA, Sabadell y Popular.

Como en el caso de las EISM, la designación de OEIS se realiza anualmente, por lo que si las entidades mantienen esta consideración en 2018, al igual que sus actuales subcategorías, estarían sujetas a los siguientes colchones en 2018: Banco Santander (0,75%); BBVA (0,5625%); mientras que Caixabank, Bankia, Sabadell y Popular (0,1875% cada uno de ellos).