Publicado: 20.10.2016 18:35 |Actualizado: 20.10.2016 18:35

Draghi dice que el BCE todavía no ha discutido sobre ampliar o retirar el programa de compra de deuda

El presidente de la entidad trata de tranquilizar a los inversores y asegura que es "improbable un cese abrupto de los estímulos monetarios"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
El presidente del BCE, Mario Draghi, en el centro, durante la rueda de prensa en la sede de la entidad tras la reunión del Consejo de Gobierno, en Fráncfort. REUTERS/Kai Pfaffenbach

El presidente del BCE, Mario Draghi, en el centro, durante la rueda de prensa en la sede de la entidad tras la reunión del Consejo de Gobierno, en Fráncfort. REUTERS/Kai Pfaffenbach

FRÁNCFORT.- El Consejo de Gobierno del Banco Central Europeo no ha debatido en su reunión de este  jueves ni sobre un posible fin de su programa de compra de activos ni sobre una extensión, según ha asegurado el jueves el presidente de la entidad, Mario Draghi. "A veces también es importante decir lo que no debatimos. Y no debatimos ni la retirada gradual ni el horizonte previsto para nuestro programa de compra de activos", ha señalado tras una reunión en la que el BCE dejó sin cambios su política monetaria.

Los inversores han venido especulando en las últimas semanas de forma creciente sobre la posibilidad de que el BCE amplíe su programa de compra de activos por valor de 80.000 millones de euros al mes, diseñado para impulsar la economía y la inflación. También se ha dicho en medios que la institución monetaria europea estaría estudiando la manera de poner fin al programa.



Draghi, en cualquier caso, trató de tranquilizar a los mercados y a los inversores y ha asegurado que es "improbable un cese abrupto de los estímulos monetarios", al tiempo que ha enfatizado que "los bajos tipos de interés funcionan". Tras la reunión del BCE, los expertos apuntan que que será en diciembre cuando Draghi anuncie una ampliación de seis meses en la duración del programa de compra de activos, cuya permanencia será, de este modo, hasta septiembre de 2017.

El presidente de BCE hizo hincapié en que el programa de compra de deuda pública y privada se desarrolla bien. El consejo de gobierno del BCE concluyó que, aunque existe escasez de algunos bonos de algunos países, de momento no es un problema, aunque podría dificultar la implementación del programa de compras de deuda, ha explicado Draghi.

Draghi ha reiterado por enésima vez que la entidad actuará de nuevo, en caso necesario, para lo que usará todos los instrumentos disponibles en su mandato con el fin de llevar la inflación por debajo del 2%. Así, ha subrayado el compromiso del BCE "de preservar un grado de expansión monetaria sustancial que es necesario para asegurar una convergencia sostenida de la inflación a niveles cercanos pero debajo del 2%".

La economía de la zona euro creció un 0,3% en el segundo trimestre, en línea con la primera estimación del dato, pero por debajo del ritmo de expansión de los tres primeros meses del año, cuando el PIB de la eurozona creció un 0,5%. Por su parte, la inflación interanual de la zona euro se situó en septiembre en el 0,4%, dos décimas por encima del dato del mes anterior, lo que supone su mayor nivel desde octubre de 2014, según la primera estimación realizada por Eurostat.

Previamente, el máximo órgano ejecutivo del BCE ha decidido mantener su tasa de interés rectora en el 0% y seguir cobrando a los bancos un 0,4% por el exceso de reservas.