Público
Público

Endesa eleva un 30% el beneficio en 2016

La eléctrica, que pujará por Renovalia, se apunta un impacto negativo de 38 millones en 2016 por la central de Garoña

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Sede de Endesa. E.P.

Endesa dijo el jueves que sus beneficios del año pasado alcanzaron los objetivos que se había planteado la eléctrica española gracias a unos mejores márgenes en el negocio liberalizado de electricidad y el mayor peso de las renovables en su cuenta de resultados.

El resultado neto subió un 30% a 1.411 millones, frente a un objetivo de 1.400 millones. El beneficio operativo bruto (Ebitda) de la filial de la italiana Enel se incrementó un 13% hasta los 3.432 millones de euros, por encima de su propia proyección.

Los ingresos de 2016 ascendieron a 18.979 millones de euros, un 7% menos que en el año anterior, mientras que la producción peninsular de electricidad registró un descenso prácticamente similar, del 7,7%, hasta 55.985 gigavatios hora (GWh).
Tanto en 2015 como en 2016, y como parte de los programas de ajuste de plantilla incluidos en el plan de reestructuración de la empresa, Endesa registró provisiones para cubrir estos costes. Si en 2015 provisionó 380 millones, en 2016 esta partida se redujo a 226 millones.

La empresa destacó que los resultados están dentro de la senda previsto en su plan estratégico, que contempla una tasa de crecimiento anual compuesto de más del 3% en ebitda, de más del 6% en beneficio neto y de más del 6% en dividendo por acción. En dicho plan se proyecta para 2017 un ebitda del 3.400 millones, un beneficio neto de 1.400 millones y un dividendo por acción 1,37 euros, con un payout del 100% sobre el beneficio neto ordinario en el periodo 2017-2019.

La compañía confía ahora en convertir su plan de digitalización en "una palanca esencial en el desarrollo de los planes de eficiencia", lo que, sumado a la compra del 60% de Enel Green Power España que no poseía, servirá para impulsar el crecimiento.

Endesa alcanzó en 2016 una cuota de mercado del 35,1% en generación peninsular ordinaria, del 43,7% en distribución y del 35,3% en ventas a clientes del mercado liberalizado. El número de clientes en el mercado liberalizado fue de 5,4 millones al cierre del periodo citado, con un aumento del 6,7% respecto del mismo periodo del año anterior.

La eléctrica eleva el dividendo con cargo a los resultados del año en la misma proporción que el beneficio, un 30%

La eléctrica controlada por la italiana Enel incrementará el dividendo con cargo a los resultados del año en la misma proporción que los beneficios, un 30%, hasta los 1,333 euros brutos por acción. Para alcanzar esta retribución, Endesa pagará en julio de este año un dividendo complementario por importe de 0,633 euros brutos por acción con cargo a las cuentas de 2016. De esta forma, cumplirá su objetivo de repartir el 100% de las ganancias entre los accionistas.

El consejero delegado de Endesa, José Bogas, y el presidente, Borja Prado. EP.P / FERNANDO VILLAR

Endesa se ha apuntado un impacto negativo por 38 millones de euros en sus cuentas del ejercicio 2016 para cubrir la parte que le corresponde de unas nuevas provisiones asumidas por Nuclenor relacionadas con la central nuclear de Santa María de Garoña. En su informe anual de auditoría, Endesa explica que Nuclenor, participada en un 50% por la eléctrica, está analizando en su calidad de sociedad titular de la central las condiciones impuestas por el Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) para el eventual reinicio de la actividad de Garoña.

Al margen de si el Gobierno autoriza finalmente la reapertura condicionada y de la decisión que tome ulteriormente Nuclenor, la sociedad titular de la central ha ido provisionando en los últimos años distintos importes para hacer frente al sobrecoste asociado a la situación en la que se encuentra la central. Endesa explica que, si en 2015 se apuntó un impacto negativo de 58 millones para cubrir las provisiones de Nuclenor en proporción a su participación en esta sociedad, en 2016 el importe adicional ascendió a 38 millones.

En una conferencia con analistas para presentar los resultados del ejercicio, el consejero delegado de la compañía, José Bogas, señaló que Endesa "estará en la puja" para hacerse con la empresa de renovables Renovalia, pero no lo hará a cualquier precio, ya que su oferta será "prudente" y partirá de la premisa de priorizar la creación de valor para los accionistas de la compañía.

Bogas insistió en que "la renovables serán uno de los principales catalizadores del plan de crecimiento de Endesa" y en que el grupo "está mirando cualquier oportunidad que surja", incluidas las adquisiciones.

Bogas dice que el encarecimiento de la electricidad en enero fue "excepcional" y espera un nivel para el año similar al de 2015

Otro de los movimientos a los que Endesa está atenta es la próxima subasta de 3.000 megavatios (MW) de renovables prevista por el Gobierno. La compañía "esperará y verá" las condiciones de la subasta, para la que pronostica "un nivel de competencia alto".

Bogas también citó los factores que provocaron la fuerte subida del precio de la electricidad en enero en los mercados mayoristas, entre ellos la mayor demanda, la baja eolicidad, la escasa hidraulicidad, las exportaciones a Francia por la indisponibilidad de sus nucleares o los problemas de suministro de gas desde Argelia.

La situación "excepcional" de enero ya ha quedado "normalizada en los últimos días", señaló el directivo, antes de indicar que, si se cumplen las previsiones, los precios para el conjunto del año rondarán los 50 euros por megavatio hora (MWh), un nivel similar al de 2015.