Diario Público
Diario Público

España no recuperará el empleo destruido durante la crisis hasta dentro de cinco años

El último indicador laboral de ManpowerGroup señala que hay dos millones de parados que se han convertido en crónicos.

Publicidad
Media: 5
Votos: 1
Comentarios:
Empleados en la pescadería de un establecimiento de Mercadona. E.P.

Empleados en la pescadería de un establecimiento de Mercadona. E.P.

MADRID.— España destruyó durante la crisis casi cuatro millones de empleos y se situó a la cabeza de Europa en esta triste estadística. Pero eso es el pasado. Preocupa más el futuro: España no volverá al nivel de ocupados que tenía en 2007, alrededor de 20,6 millones, hasta dentro de cuatro o cinco años, en 2021 o 2022, según el último el indicador laboral de ManpowerGroup, que se se presentó este miércoles.

La previsión del indicador de ManpowerGroup es ligeramente menos optimista que la del Gobierno del PP: calcula un ritmo de creación de empleo de unos 400.000 nuevos puestos de trabajo al año, frente al medio millón anual que estima el Ejecutivo de Mariano Rajoy para los próximos cuatro años.

ManpowerGroup cree que a partir de este año 2017 se moderará el fuerte avance del empleo de los dos últimos años. Pese a esa moderación, el empleo, aunque precario, seguirá manteniendo su senda ascendente, con el turismo liderando el crecimiento y la hostelería situada como el principal motor del mercado laboral durante la recuperación.

Las previsiones del estudio apuntan a un mayor aumento del empleo femenino (2,7% anual frente al 2% del masculino) y una mejora mucho más intensa del colectivo de 35 a 64 años (2,8%) frente al de los jóvenes de 16 a 34 (0,7%), los grandes perdedores de la crisis.

El estudio refleja la profunda transformación que ha sufrido el mercado de trabajo español desde el inicio de la crisis, con un gran fortalecimiento del sector servicios, que supone ya el 76,3% del empleo, frente al 66,4% de 2007. 

El estudio refleja la profunda transformación que ha sufrido el mercado de trabajo español desde el inicio de la crisis

En esta nueva estructura los grandes perdedores han sido la industria y la construcción, que han dejado en el camino a un gran número de parados, generando dudas sobre la capacidad de reabsorción de todo el empleo destruido en estos sectores.

De hecho, este crecimiento medio del empleo que se prevé para este año se traduciría en avances más intensos en el sector servicios, con un incremento del 2,5%; que en los sectores de industria y construcción, que registrarán subidas del 2,1% y del 1,9%, respectivamente.

"Hay dos millones de parados que se han convertido en crónicos, con falta de competencias, y habrá dificultades para crear empleo si no conseguimos que tengan una cualificación adecuada", dijo el presidente de ManpowerGroup en España, Raúl Grijalba.

En este sentido, uno de los autores del informe, el catedrático de economía aplicada de la Universidad Autónoma de Barcelona Josep Oliver, instó a aprovechar la bonanza actual para mejorar el tejido industrial español, advirtiendo en contra de "hacer una burbuja en el sector turístico".

En servicios privados el incremento será del 3,3%, mientras que en los públicos rondará 1,6%. En el caso de los asalariados, el aumento será del 2,7% y en los autónomos del 0,2%. El empleo asalariado temporal registrará una incremento del 4,2%, que será del 2,2% en el caso de los indefinidos y del 0,2% de los no asalariados.

Por otro lado, el empleo profesional y técnico registrará mayores aumentos, con un 3% y un 2,7%, respectivamente; al igual que el de los ocupados a jornada completa, que subirán un 2,5% en 2017. Por su parte, el empleo con jornada parcial aumentará un 1,2%.

El motivo de este crecimiento de empleo sería en parte, según Manpower, por el crecimiento "especialmente elevado" del PIB por segundo año consecutivo. Para el grupo, el avance del indicador debería situarse por encima del 3%, a un ritmo similar al del ejercicio anterior, que se situará en el 3,2%.