Publicado: 13.09.2016 19:47 |Actualizado: 13.09.2016 19:47

Fainé se perfila para asumir la presidencia de Gas Natural Fenosa

La compañía celebra la próxima semana un consejo de administración extraordinario para aprobar su reorganización tras la entrada del fondo anglosajón GIP

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Isidre Faine, en la presentación de resultados de 2015 de Caixabank. REUTERS

Isidre Faine, en la presentación de resultados de 2015 de Caixabank. REUTERS

BARCELONA /  MADRID.- El presidente de CriteriaCaixa, Isidre Fainé, se perfila para relevar a Salvador Gabarró como presidente de Gas Natural Fenosa y este cambio se abordará en una reunión extraordinaria del consejo de administración de la compañía previsto para el próximo 21 de septiembre.

Este nombramiento se producirá después de que este lunes CriteriaCaixa y Repsol hayan cerrado la venta a Global Infrastructure Partners (GIP) de un 20% de su participación en la gasista por 3.802 millones de euros. En virtud de la operación, CriteriaCaixa se mantiene como principal accionista de Gas Natural Fenosa, con una participación del 24,4%, y tiene la facultad de nombrar a cuatro miembros del consejo de administración.

El acuerdo contempla que la presidencia del consejo de administración de Gas Natural Fenosa sea no ejecutiva y recaiga sobre Criteria, que cuenta con una participación superior a la de los otros dos socios, al tiempo que Repsol y GIP designarán cada uno de ellos un vicepresidente no ejecutivo.



Los tres socios tendrán representación en cada una de las principales comisiones del consejo de administración, que son la ejecutiva, la de auditoría y la de nombramientos.

Según ha informado la entidad catalana, la plusvalía consolidada generada para CriteriaCaixa por la venta de su 10% asciende a 218 millones de euros.

En un comunicado, Fainé se ha mostrado satisfecho por la continuidad del proyecto de Gas Natural, inversión histórica del grupo La Caixa y de Repsol, y ha señalado que la entrada de GIP significa un "valioso refuerzo para hacer frente a los retos que afronta la centenaria compañía".

Por su parte, la plusvalía generada por esta operación para Repsol, que verá reducida su participación en la compañía del 30% al 20%, alcanzará los 246 millones de euros.

Tras la operación, Repsol y Criteria Caixa pondrán fin al pacto para social para el control conjunto de Gas Natural Fenosa suscrito en enero de 2000, si bien asumirán varios compromisos en materia de gobierno corporativo. Conforme a los mismos, será necesario obtener mayoría de dos tercios en el consejo de administración para aprobar determinadas decisiones de relevancia.

Este punto pondrá a GIP en igualdad de condiciones con los otros dos grandes accionistas, de forma que los tres equilibren su poder al tiempo que mantienen un carácter independiente y autónomo.